Huele a IMPUNIDAD

Punto de Vista

Por Jesús Michel Narváez

Un asiduo lector me envía este correo. Por su importancia lo publico íntegro:

“La neta, neta, neta… quienes conocen a DNV, comentan que es una empresa dedicada a seguridad en instalaciones del ramo energético. Al parecer nunca, ni aquí ni en ningún país, habían hecho dictamen de incidentes en transporte y obra asociada (salvo que alguien conozca “otros datos”). Su especialidad es en refinerías, instalaciones de alojamiento de oil&gas y plataformas marinas. Trabajan mucho en cálculos de riesgo y near misses.

“En castellano: “Falla estructural” es tan amplio como paro cardio respiratorio. ¡Pudo provocarlo todo y cualquier cosa!

“Caray, por el dinero que se invirtió en el dictamen, me parece una obviedad decir que fue algo tan evidente como una falla estructural. Aquí varios les hubiéramos dicho gratis, y no sé cuántos sean ingenieros”.

Apesta A IMPUNIDAD.

Fin del mensaje.

Al recibirlo busqué en internet y hallé, sin mayor problema, su página.

Y en efecto, sus principales acciones las realiza en tendidos de energía eléctrica, en descarbonizar barcos en alta mar, plataformas petroleras marinas, grandes embarcaciones de transporte de gas y petróleo, energías renovables y, sorpréndase ¡comida y bebidas!

Cierto: no hay un registro de dictámenes en accidentes de trenes o de metros.

Al rendir su dictamen preliminar, vendrán (15 de julio) un segundo un tercero (31 de agosto), la postura es la que ya había dado a conocer The New York Times: los ¡pernos!

Sí, los malditos pernos, la baja calidad en el concreto de las trabes, la mala soldadura sobre la viga “madre” y sobrepeso en el convoy.

Como dice mi lector, ¡eso ya lo sabíamos!

¿Cuál es la novedad?

Salvaguardar a la aspirante presidencial rumbo al 2024.

Y por supuesto sacar de la jugada al que presuntamente tiene mayores posibilidades dentro de tres años.

El secretario de Obras y Servicios, Jesús Esteva Medina leyó el dictamen, porque la “empresa no lo hace de propia voz” y, en síntesis el problema que causó la tragedia, el accidente, no el incidente como insisten en calificarlo desde el Gobierno de la Ciudad de México, fue: “al proceso de soldadura de los pernos nelson; porosidad y falta de fusión en la unión perno-trabe; falta de pernos Nelson en las trabes que conforman el conjunto del puente; diferentes tipos de concreto en la tableta, así como soldaduras no concluidas o mal ejecutadas”.

Busqué qué empresa fue la proveedora de las tabletas y trabes. No hay información. Todo se concreta a señalar que la obra la construyeron tres empresas: Carso, Alstom Mexicana e ICA.

Conocido el dictamen las acciones de Carso cayeron en la Bolsa de Valores. Y seguramente ocurrirá lo mismo con las otras dos empresas.

Lo que no queda claro es la razón por la cual no descubrió el equipo de Mancera (Miguel Ángel) la falla o las fallas que ahora “descubre” la empresa noruega y que, le insisto, conforme a su información oficial, no presenta ni un solo caso de peritaje en sistemas de transporte colectivo.

Ebrard afirmó que, durante su gestión, la Línea 12 se construyó con las mejores prácticas. Mancera declaró no sentirse exonerado ni culpable. Claudia Sheinbaum expresó: “”Las responsabilidades derivadas de empresas o servidores públicos son competencia de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJCDMX)”.

Y antes de conocer el dictamen, el presidente respaldo a la Jefa de Gobierno.

Como es su costumbre, los conservadores y adversarios son los culpables. Lea usted: “Mi respaldo porque los adversarios nuestros se han lanzado con todo, bueno, hasta The New York Times, ya no solo es el Reforma, ya este subió de nivel, entonces hay desde luego una estrategia politiquera, se usó en vísperas de la campaña para afectar al movimiento al que pertenecemos en las elecciones”. Y anunció, por supuesto, que se castigará a los culpables que, de entrada, serían los constructores y, de salida, algunos funcionarios que habrían estiraron la mano y recibieron lo que pedían.

Al final de la jornada lo fundamental es que la empresa contratada y que cobró 10 millones de dólares, no parece ser lo máximo en dictámenes de este tipo. Quizá tenga otros datos.

Y también lo que no deja duda es que Marcelo Ebrard es el damnificado por esta tragedia.

E-mail: jesusmichel11@hotmail.com, Twitter: @misionpolitica, Facebook: Jesús Michel y en Misión, Periodismo sin Regaños lunes, miércoles y viernes de 11 a 12 horas por ABC-Radio en el 760 de AM.

Acerca de misionpo 38552 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.