Universidades del Norte, Enfermas y Debilitadas

Frontera Norte Ciudad Juárez

*Instituciones Académicas a Punto de la Quiebra

*Problemas de la Autónoma de Ciudad Juárez

*Llegó Morena y en la UTCJ Ruptura de Luna de Miel

Por Rafael Navarro Barrón

El arranque del año 2019 en el Estado de Chihuahua se convirtió en el despertar de una realidad económica que está a punto de “quebrar” a las principales instituciones de educación superior en esta frontera, la poderosa Universidad Autónoma de Ciudad Juárez y la Universidad Tecnológica de Ciudad Juárez.

Y como si fuera una película donde el drama nunca acaba, a la reducción, limitación y dosificación presupuestaria, las universidades enfrentan la furia de los emisarios de Morena, grupo político del Presidente de la República, que ha utilizado las penurias de las instituciones para crear conflictos sindicales.

Al cuarto mes del 2019, la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez, que en los últimos seis años estuvo dirigida por Ricardo Duarte Jáquez, hermano del ex gobernador de Chihuahua, prófugo de la justicia, ahora fenece con un tibio rector que llegó contra la voluntad de Javier Corral Jurado, actual titular del poder ejecutivo.

En los tiempos del gobernador Duarte Jáquez, la universidad que dirigía su hermano, recibió una gran cantidad de financiamiento público. Creció en inversión, pero cayó en academia. Ni siquiera aparece en el rankin de las mejores instituciones de educación superior de México.

La Universidad Autónoma de Ciudad Juárez enfrenta dos problemas serios: mantiene como perseguido a Manuel Loera de la Rosa, quien tuvo en sus manos, durante varios sexenios, el área académica de la máxima casa de estudios.

Manuel es hermano del superdelegado de AMLO en la frontera. Juan Carlos Loera de la Rosa ha permanecido estoico a los embates contra su hermano en una lucha que apenas inicia.

Juan Ignacio Camargo Nassar es el actual rector de la UACJ y, aunque no era el candidato del gobernador para dirigir la universidad de Ciudad Juárez, tiene algo que lo favorece: es hermano del notario público número 3, Javier Ignacio, quien se ha encargado de notariar la gran cantidad de propiedades que ha adquirido su mejor cliente, Javier Corral Jurado.

La UACJ está por despedir a la mitad de los empleados administrativos que están en áreas no prioritarias; despidió a todos los integrantes de la orquesta sinfónica, compuesta por profesionales; está por cerrar una parte de los empleados de la histórica imprenta universitaria; la publicidad oficial está frenada al 100 por ciento, después de cuatro meses de espera. Y contrario al plan AMLO, la institución empezará a cobrar las cuentas pendientes a los estudiantes que han pedido prórroga de inscripción por la aguda crisis económica.

UN TRANSITO SIN CONFLICTOS, PERO…

La Universidad Tecnológica de Ciudad Juárez, es una de las mejores y más grandes del país. Había transitado sin conflictos políticos y económicos. La interacción con el sector productivo, ha sido un ejemplo nacional.

La luna de miel se rompió a la llegada de Morena al poder. Las huestes de ese partido emprendieron las primeras luchas de la mano del senador morenista Cruz Pérez Cuéllar (fue ex dirigente del PAN), que sostiene una enfermiza contienda con su ex compadre Corral Jurado. Confluyen en esa guerra, el Sindicato de Trabajadores de la UTCJ que fue la fuerza política que desterró a los emisarios del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, afín a César Duarte.

La llegada de Guillermo Álvarez, uno de los más jóvenes rectores del país, abrió varios frentes de lucha. El senador Pérez Cuéllar logró seducir políticamente a la lideresa del sindicato de la UTCJ, María del Socorro Trevizo Bermúdez.

El senador comisionó al activista Cuauhtémoc Estrada a desestabilizar a la universidad bajo el argumento de que el senador será el próximo gobernador del Estado. El reparto de cargos públicos está al por mayor.

Entre los pecados de Trevizo Bermúdez está la unificación ilegal del sindicato a la Federación de Trabajadores de las Universidades Tecnológicas que se han unido también a la 4T y mantiene una exigencia económica que es “inalcanzable” para la institución en estos momentos.

La idea de un poderío político la ha llevado a la extravagancia al realizar compras de pulseras, televisiones Smart TV para su comité de dirección, hasta la renta de mariachis para sus eventos sindicales y particulares, en un momento en el que las instituciones se derrumban por la política económica de la Cuarta Transformación.

 

Acerca de misionpo 10473 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.