Propietario y estado actual de la Torre Insignia en Tlatelolco

La Ciudad de México (CDMX) está inundada con emblemáticas construcciones como el Palacio de Bellas Artes, la Torre Latinoamericana o el Castillo de Chapultepec. Estos no sólo mantienen vigente la historia de la capital del país, también son una muestra de las corrientes arquitectónicas que han impactado en la cultura durante los últimas décadas, irradian belleza en medio del caos cotidiano y aportan un toque de arte entre el smog.

Aunque la mayoría de estas obras se encuentran activas, ya sea como centros culturales u oficinas, otros se están abandonados, o al menos eso piensan muchos habitantes de la ciudad. Tal es el caso de la Torre Insignia de Tlatelolco, un edificio que se encuentra en avenida Insurgentes Norte, equina avenida Ricardo Flores Magón, justo a un costado de la Agencia de Protección Sanitaria del gobierno de la CDMX.

MÉXICO, D.F., 05OCTUBRE2012.- Aspectos de la ciudad de México desde la avenida Paseo de la Reforma luciendo un cielo despejado. Se aprecia la estación Buenavista, el centro comercial Forum y detrás La Torre Insignia, también llamada Torre Banobras en Tlatelolco. 

FOTO: CS PHOTO /CUARTOSCURO.COM

¿Para qué se construyó la Torre Insignia de Tlatelolco?

El famoso rascacielos en forma de triángulo equilátero que es visible en el norte de la CDMX, se construyó entre 1960 y 1970, cuenta con una altura aproximada de 127 metros y está conformado por 25 pisos. Es un diseño del arquitecto mexicano Mario Pani Darqui y durante un tiempo fue considerado como el segundo edificio más alto de la ciudad.

El objetivo de esta construcción era albergar la sede del Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (Banobras), pero todo cambió tras el terremoto que azotó la Ciudad de México el 19 de septiembre de 1985. Aunque quedó de pie pese al movimiento telúrico, se cree que fue completamente abandonado a expensas de una nueva organización o empresa que quisiera instalar sus oficinas.

¿Quién es el dueño de la Torre Insignia de Tlatelolco?

La construcción tapizado con ventanas quedó abandonado durante aproximadamente 20 años, pues nadie se atrevió a comprarlo aunque toda la infraestructura fue revisada en varias ocasiones tras el sismo y se comprobó que no tenían ningún daño de gravedad

Fue en 2008 cuando la inmobiliaria estadounidense ‘Cushman & Wakefield’ se encontró con este edificio y no sólo lo compró, también lo rebautizó como ‘Corporativo Tlatelolco’.

Desde ese entonces, la empresa renta las oficinas de este edificio por aproximadamente 170 pesos por metro cuadrado. Su superficie total es de 16 mil 339 metros cuadrados de pisos para oficinas que van desde los mil 400 metros en los pisos inferiores, a los 440.

Cabe mencionar que el ‘Corporativo Tlatelolco’ también resguarda un tesoro histórico en su punta: El Carrillón. Se trata de 47 campanas de bronce que el gobierno de Bélgica le regaló a la Ciudad de México.

(Agencia)

Acerca de misionpo 37585 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.