En riesgo la división de poderes en las democracias contemporáneas: Norma Piña

“Hoy, más que nunca, es indispensable socializar el valor de la independencia judicial y de la división de poderes. No me parece aventurado afirmar que uno de los mayores desafíos que enfrentan las democracias constitucionales contemporáneas consiste en preservar la división de poderes y, en particular, asegurar la independencia de los poderes judiciales”, afirmó la ministra presidenta de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Al participar en el XIX Congreso Nacional de la Barra de Abogados, aprovechó para hacer un llamado a la comunidad litigante para promover y respetar la independencia del Poder Judicial; demandó no confundir el diálogo con la subordinación.

“Como sociedad debemos tener muy claro que, en una recta interpretación de nuestra Constitución, no debemos confundir nunca la colaboración y el diálogo entre los Poderes del Estado, con la subordinación del Poder Judicial Federal frente a los otros Poderes”, remarcó.

“Es indispensable que, como profesionales del Derecho, promovamos la convicción de que la independencia judicial es una garantía para el acceso a la justicia”, expresó.

“En este foro, quiero compartir algunas reflexiones sobre la independencia judicial. Las ideas que expondré no parten de un entendimiento formal o meramente abstracto, sino que ponen énfasis en las implicaciones prácticas de la independencia de la Judicatura en su vínculo estrecho con la eficacia de la justicia y en la calidad de las decisiones que impactan la vida de todas las personas”, refirió Piña.

Sin mencionar las frases del presidente, sino el tema de la independencia, la ministra Piña recalcó que la independencia no es un privilegio de los jueces, sino un derecho de los justiciables.

Señaló que los juzgadores deben tener la garantía de su permanencia en el cargo sin temor a que por sus decisiones se les quiera relevar de sus responsabilidades.

“La independencia de la Judicatura requiere de mecanismos robustos y previstos en el marco normativo e institucional. Entre las condiciones claves para asegurar la independencia judicial destaca la existencia de una carrera judicial meritocrática y transparente. Las garantías de estabilidad y permanencia en el cargo son cruciales para posibilitar a las personas juzgadoras la toma de decisiones apegadas a derecho, sin temor a represalias o a remociones arbitrarias, y libres de cualquier forma de intimidación o coacción”, apuntó finalmente.

Acerca de misionpo 36388 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.