Es Cuestionable la Forma de Promover a México Actualmente

Itinerario Turistíco

*Para Mantener una Buena Imagen es Fundamental Atacar la Inseguridad

*También los Obstáculos que se Presentan Para las inversiones

*¿Embajadas y Consulados Tendrán Interés de Promover a México?

Por Arturo Lino Guzmán

Las ferias internacionales de turismo son eventos importantes para la promoción de un país, sus destinos, su oferta turística, sus sitios emblemáticos, sus lugares atractivos y de interés cultural e histórico y México participa activamente en los eventos mundiales reconocidos desde hace muchos años con bastante éxito para darlos a conocer.

Prueba de ello es el incremento de visitantes de todo el mundo que vienen a nuestras playas, ciudades coloniales, a las zonas arqueológicas, pueblos mágicos; a realizar actividades del segmento de naturaleza y conocer tradiciones, cultura y la gastronomía.

Los eventos que se llevan a cabo cada año como la Feria Internacional de Turismo (Fitur) en Madrid, España (que acaba de concluir); el ITB en Berlin, Alemania, que se presenta en el mes de marzo; y la World Travel Market, en Londres, Reino Unido, a realizarse a finales del año, son escaparates espléndidos para esos efectos; son vitrinas en donde touroperadores de muchos países llegan a acuerdos con autoridades, directivos de empresas y prestadores de servicios turísticos para pactar o adquirir paquetes, promociones u ofertas que permitan llevar a turistas que quieran hacer viajes internacionales.

A través del Consejo de Promoción Turística de México (CPTM), los gobiernos pasados hacían la promoción de nuestro país y apoyaban a las diferentes instancias estatales a que dieran a conocer sus atractivos y para ello se destinaban muchos recursos económicos para hacerlo; sin embargo, había muchas reservas en cuanto a la efectividad y los resultados obtenidos, no obstante que la presencia de nuestro país en esos eventos era muy festejada.

Esta forma de promover la marca México colocó al país entre los 10 primeros lugares en el ranking internacional de la Organización Mundial de Turismo (OMT) y pese a que las formas de realizar la difusión de los destinos en la actualidad han cambiado, la industria turística sigue en ascenso y esto se debe, en gran parte, a la disposición de la iniciativa privada o particulares de mantener el ritmo de la actividad porque se ha entendido que es una manera de fomentar el desarrollo nacional.

Pero es necesario mencionar que para mantener una buena imagen como país es fundamental atacar factores como la inseguridad, los obstáculos que se presentan para las inversiones, el ambiente sano para los negocios, entre otros, aunque lo más ideal y, sobre todo, es generar confianza entre los inversionistas.

Los esfuerzos aislados que se hacen para atraer al turismo quedan en entredicho pues la falta de entendimiento entre las autoridades federales, con las estatales o municipales, en cuanto a planes y proyectos, ocasionan falta de efectividad en los servicios que se prestan ya que es sabido que los apoyos son requisito indispensable para un buen desempeño.

Ahora se ha apostado a las embajadas y a los consulados a que realicen la promoción de México y si bien a través del cuerpo diplomático se busca intensificar e interesar a los turistas de otras naciones, debemos cuestionarnos si éste tiene el interés de hacer esa labor porque se podría pensar en apatía o desánimo, que aunado a que las embajadas se están utilizando como premios a personajes con mala reputación  y descrédito público, la pregunta sería: ¿qué se puede esperar de esos funcionarios que ponen en entredicho la imagen de un gobierno que no tienen el interés de tener profesionales en el servicio exterior? Pues muchos funcionarios sólo llegan a esos puestos por motivos de otra índole. ¿Conviene al turismo esa forma de publicidad con el Consejo de la Diplomacia Turística?

Acerca de misionpo 25998 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.