“El Caso Watts: El Padre Homicida”

Del Cine y las Leyes

El Esposo Feminicida

Por Horacio Armando Hernández Orozco

“El Caso Watts: El Padre Homicida” (“American Murder: the Family Next Door”), es un documental dirigido por Jenny Popplewell, producido por la plataforma Netflix, estrenado el 30 de septiembre de 2020.

El 14 de agosto de 2018, Shanann y sus dos pequeñas hijas, Celeste y Bella, son reportadas como desaparecidas, días después se confirma que han sido asesinadas; este hecho conmovió no sólo a la pequeña población de Frederick, Colorado, sino a toda la Unión Americana, pues el homicida resultaba ser alguien que prometió cuidar de ellas.

La directora del documental usó los videos publicados por Shanann en sus redes sociales, la transcripción de mensajes enviados por Whatsapp, así como videos de la policía que entrevistó al homicida y del juicio seguido en su contra.

PRESENTANDO A SHANANN

El documental inicia con unas imágenes y videos de página de Facebook de Shanann, para hablar de su matrimonio anterior, cómo construyó su casa a los 25 años, lo que significó para ella padecer Lupus, y el cambio “positivo” que supuso en su vida el haber conocido a Chris.

Todo indica que cualquier persona tiene derecho rehacer su vida de pareja, un primer matrimonio fallido no implica que pueda existir una segunda oportunidad, y así lo vio Shanann, quien no sólo superó su primera separación, sino también su enfermedad de Lupus, y mediante una página de internet conoció a Chris Watts, de quien se enamoró y contrajo segundas nupcias.

Pronto llegaría a la vida de la pareja, la pequeña Bella, y un año después Celeste; los videos que subía Shanann a sus redes sociales mostraban la felicidad que vivía junto a su esposo y sus dos hijas; aunque no todo lo que brilla es oro.

LA DESAPARICIÓN

Nicole Atkinson, mejor amiga y compañera de trabajo, se preocupa de que Shanann no conteste sus llamadas y mensajes, así que acude a su casa, pero nadie le responde, por lo que llama a la policía que acude al lugar, llegando al poco tiempo Chris Watts quien se manifiesta preocupado.

La intervención oportuna de la policía es de mucha importancia en estos casos, sobre todo para la preservación de los posibles indicios que puedan ayudar a esclarecer el hecho, la investigación inicial tendrá mayor probabilidad de un buen éxito cuando se levantan correctamente los primeros vestigios que pueden servir de datos de prueba.

Además de registrar en video la intervención policiaca, se sabe que un vecino ha grabado la actividad de la noche anterior a la desaparición de Shanann, y permite a la policía ver la grabación, pero lo realmente importante es que señala el comportamiento inusual de Chris, a quien lo ve inquieto; registro que será trascendente en la investigación.

LA NOVIA SECRETA

Dos días más tarde, la desaparición de Shanann y de sus hijas, fue noticia en todos los medios de comunicación, por lo que Nichol Kessinger, la novia secreta de Chris, se dio cuenta de que él le había mentido, pues le manifestó que ella se había ido con las niñas, además se sabe que Shanann tenía un embarazo de tres meses.

Este aspecto fue detonante y da un giro a la versión que había dado Chris, pues al ser interrogado por la policía sobre los posibles motivos de la desaparición de su esposa, éste negó haberla engañado.

Aquí se da un aspecto importante en el seguimiento de la investigación y de cómo manejar los datos que se van revelando, pues  Nichol fue a la policía con la información que tenía; al enterarse de la aventura, la policía volvió a interrogar a Chris, pero después de negar la infidelidad, le preguntaron si aceptaría la prueba del polígrafo.

Este es el detalle de una buena investigación, al saber con certeza que ha mentido, es viable que se falle en el polígrafo, y así fue Chris miente cuando le preguntaron si sabía lo que le había pasado a su esposa e hijas.

CONFESO Y PERDÓN

Tras no pasar la prueba, Chris confesó haber matado a Shanann, porque ella había asfixiado a sus hijas; es llevado ante la corte, y se le hace de su conocimiento que en el Estado de Colorado se aplica la pena de muerte para los homicidas, pero la misma se excluye para el delincuente confeso.

Ya existía una confesión ante la policía, pero al parecer era insuficiente pues aún faltaba saber lo que realmente había pasado con las niñas.

La confesión de Chris podía admitir el estado de emoción violenta, al saber que su mujer había matado a sus hijas al saber que él la pensaba dejar para irse con su nueva novia, pero esa versión tendría que corroborarse, pues de no probarse en juicio, la confesión sería insuficiente para la exclusión de la pena de muerte.

Chris decide confesar los tres crímenes, que primero mató a Shanann, que tenía 34 años en el momento de su muerte, después de un intento infructuoso de asfixiar a sus dos pequeñas hijas, las llevó vivas, en el coche con el cadáver de su madre mientras se dirigía a la instalación de almacenamiento de petróleo en la que trabajaba. Después de enterrar a Shanann en una tumba poco profunda, asfixió y empujó los cuerpos de Bella y Celeste a través de una pequeña abertura en un enorme tanque de petróleo.

Antes de que emita la condena, Sandi Rzucek, mamá de Shanann, en uso de su derecho a hablar en el juicio le reitera a Chris que lo recibieron como un hijo, y que su esposa e hijas confiaban en él; a su vez Cindy Watts, madre de Chris, le dice que no comprende todavía cómo y por qué sucedió todo esto, pero que lo aman y lo perdonan.

En noviembre de 2018, Watts fue condenado a cinco cadenas perpetuas consecutivas sin posibilidad de libertad condicional, por lo tres homicidios, a 48 años de cárcel por interrupción ilegal del embarazo, y a 36 años por tres cargos de manipulación de un cuerpo muerto; ambas condenas se suman a su cadena perpetua. Su declaración de culpabilidad le salvó de la pena de muerte.

Las últimas palabras de que se tiene registro en el celular de Shanann hacía Chris son “Te amo”, y las últimas de él hacía ella “Te espero”.

Al final del documental se muestran unos datos aterradores, cada día en Estados Unidos tres mujeres son asesinadas por su pareja o expareja; y quienes matan a sus hijos o pareja suelen ser hombres.

Los feminicidios no son cuestión de países del llamado Tercer Mundo o en Vías de Desarrollo, pero ¿Qué hay que hacer para que esto termine?

No tengo respuesta, pero espero que nuestro amable lector la tenga.

Acerca de misionpo 16017 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.