Claudia Sheinbaum en Tercer Grado: sus declaraciones sobre impuestos, SCJN, militarización y AMLO

En una de las emisiones más esperadas del programa Tercer Grado, Claudia Sheinbaum, candidata presidencial de la coalición Sigamos Haciendo Historia, habló con los analistas Denise Maerker, Raymundo Riva Palacio, Leo Zuckermann, Genaro Lozano, Sergio Sarmiento y René Delgado sobre sus propuestas y visión de gobierno de cara a las elecciones presidenciales del 2 de junio.

La aparición de Sheinbaum tuvo lugar un día después del tercer y último debate presidencial y a menos de dos semanas de las elecciones, en un ambiente de expectación y confrontación de ideas.

La abanderada del Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Partido del Trabajo (PT) y el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) fue cuestionada sobre si habría posibilidad de que hubiera impugnaciones en los resultados del proceso electoral o nulidad de la elección. Ante esta situación, Sheinbaum recordó que en el último debate hizo un llamado a los simpatizantes a salir a votar para ampliar aún más la diferencia entre el primero y segundo lugar.

Señaló que las encuestas actualmente dan un margen grande de diferencia entre ella y su contrincante de Fuerza y Corazón por México, Xóchitl Gálvez, y la posibilidad de que sea una elección cerrada es mínima.

Al ser cuestionada sobre si reconocería cualquier resultado en las elecciones, Sheinbaum Pardo contestó que se debe ver cómo se desarrolla la elección y agregó que confía en el pueblo de México en que saldrán a votar masivamente.

La candidata de Morena también habló acerca de la “marea rosa”, la marcha a favor de la democracia que se realizó el pasado domingo y que congregó a 95 mil personas en el Zócalo capitalino, misma que calificó de “legítima”, pues dijo estar consciente de que no todos votarán por ella y que eso es lo que ayuda a que haya una democracia.

En la hipótesis de que ella ganara la elección presidencial, Denise Maerker la cuestionó de cómo sería su trato con otras organizaciones o grupos que han sido señalados de “traidores a la patria” por el mismo presidente Andrés Manuel López Obrador, a lo que la exjefa de Gobierno de la Ciudad de México indicó que le va a tocar gobernar para todos: “Cada uno tiene una característica de gobernar, yo goberné la CDMX, y con el presidente AMLO tenemos una afinidad, venimos del mismo movimiento, tenemos principios similares y cada uno gobierna como ha sido su historia y las características principales.

¿Subirá impuestos?

Sheinbaum Pardo fue cuestionada por Leo Zuckerman acerca de que en el 2018 una de las principales promesas de AMLO era el no subir los impuestos, pero hasta el momento la candidata no se ha posicionado al respecto.

Ante esta pregunta, la morenista dijo que “en un principio no piensa subir los impuestos” y añadió que tampoco planea implementar una reforma fiscal profunda, pues detalló que hay muchas oportunidades de recaudación.

Sin embargo, pretende digitalizar el sistema y reducir trámites fiscales, siguiendo el modelo implementado en la capital, argumentando que la simplificación propicia la mayor recaudación y una mejora en la economía.

También habló sobre un plan para Pemex, que incluye refinanciar la deuda de la paraestatal. En respuesta a las preocupaciones planteadas por calificadoras estadounidenses sobre el panorama fiscal del país, aseguró que serán responsables en el manejo de las finanzas públicas.

Sobre la SCJN

Por otro lado, Sergio Sarmiento recordó que Sheinbaum declaró en el debate que muchos ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) echaron para atrás leyes que beneficiaban al pueblo de México, por lo que fue cuestionada de si no es justamente esa la labor del Poder Judicial en no aprobar leyes inconstitucionales.

Al respecto, Sheinbaum Pardo indicó que “la mayoría de las decisiones de los ministros de la Corte fueron de forma y no de fondo” y agregó que muchas de las decisiones que tomaron en cuanto a forma no estaban bien sustentadas cuando “lo importante es entrar al fondo”. Dijo que es necesario cuestionarse si el Poder Judicial está atendiendo a los más necesitados del país y si la justicia es igual para todos los mexicanos.

Por otro lado, Raymundo Riva Palacio cuestionó a Sheinbaum sobre las acusaciones de Arturo Zaldívar, a lo que la candidata presidencial contestó que las personas son inocentes hasta que las personas se demuestre lo contrario y que debe ser el propio exministro quien debe contestar a esas acusaciones. “Quien está en mi campaña es público, no está en la campaña”, aseveró al ser cuestionada sobre si Zaldívar no debería alejarse de su equipo.

No hay militarización

La abanderada de la coalición Sigamos Haciendo Historia aseveró que no hay militarización en el país, aunque subrayó su intención de seguir apoyándose en el Ejército para tareas de seguridad pública, al menos hasta que se consolide la Guardia Nacional bajo un mando militar.

Indicó que no hay fundamentos en los señalamientos de organizaciones civiles sobre la militarización, resaltando que la “jefatura suprema de las Fuerzas Armadas” está liderada por un mando civil, en referencia al Ejecutivo.

Asimismo, aseguró que actualmente hay marcos jurídicos y ahorita no hay una decisión de hacer una guerra sino de la construcción de la paz. Destacó que su gobierno pondrá énfasis en dos vertientes: la atención a las causas y la cero impunidad, coordinándose el Ejecutivo, las fiscalías, y el Poder Judicial, siempre respetando las autonomías.

Por otro lado, también dijo que con la Prisión Preventiva Oficiosa no se viola la presunción de inocencia porque en México hay Estado de Derecho.

¿Cómo será su relación con AMLO?

Por otro lado, René Delgado cuestionó a Sheinbaum sobre cuál será la relación que tenga con AMLO si ella gana la elección, a lo que indicó que a la que le tocaría ser la presidenta ahora sería a ella.

“Hay una idea de que el presidente se entromete a lo mejor en las decisiones de las personas. Yo nunca recibí una llamada cuando fui jefa de Gobierno por parte del presidente de la República, para darme una instrucción”, aseveró. Aseguró que tenía reuniones de acuerdos, pero sólo eso.

“Compartimos muchos principios, pero la que va a gobernar va a ser Claudia […] Me entregó el bastón (de mando), el mando también”, añadió.

A la pregunta de si Julio Scherer y Andrés López Beltrán formaban parte de su equipo, Sheinbaum lo negó, sosteniendo que su círculo de colaboradores ya es conocido públicamente.

Al final del programa, Sheinbaum reafirmó estar lista para ser la primera presidenta de México y enfrentar las presiones que esto conlleva.

(Agencias)

Acerca de misionpo 38646 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.