Cuestionables los Programas en Turismo

Itinerario Turístico

*Más Golpes al Sector por la Reducción de Vuelos Hacia México

Por Arturo Lino Guzmán

Las sorpresas en el sector turístico no se terminan y mucho menos en esta época de pandemia y a causa de las políticas que instrumenta el actual gobierno, y lo decimos porque en el transcurso de la anterior semana se generaron dos noticias que son de suma importancia para la actividad turística en el país.

La primera de estas tiene que ver con el anuncio del acuerdo de la Sectur con la Secretaría del Trabajo para capacitar a los jóvenes en los diferentes establecimientos turísticos (hoteles, restaurantes, agencias de viajes y empresas o comercios que den servicio a turistas) y, la segunda se refiere a la disposición de algunos países por reducir sus vuelos hacia México y endurecer sus medidas de pasajeros mexicanos que lleguen a destinos internacionales.

En el caso del acuerdo firmado por las Secretarías de Turismo y la del Trabajo para incorporar a 50 mil beneficiarios del programa Jóvenes Construyendo el Futuro de 18 a 29 años de edad, con becas de 4 mil 310 pesos mensuales al sector turístico a fin de que los empresarios del ramo capaciten a esta población, presenta varias aristas que es necesario analizar ya que tiene sus “asegunes”.

Por principio de cuentas el programa en sí es una buena idea, pero para aquellos suspicaces seguramente se hacen las siguientes preguntas: ¿No sería bueno que esos 2 mil 500 millones de pesos que se destinarán a esa acción coyuntural se otorgarán en apoyo a 50 mil trabajadores del ramo que tienen familias que mantener y así evitar el incremento del desempleo en el sector que el año pasado llegó a casi 107 mil?

Además, se ayudaría a los empresarios turísticos a mantener activa la economía, ya que no han recibido apoyos directos de parte del gobierno como ha sucedido en otros países. El argumento que esgrimirían las autoridades, sería que los empresarios no deben tener ayuda gubernamental o recursos del erario, que se les han dado créditos de parte de la banca. Sin embargo, en este último caso los préstamos tienen que pagar intereses que, en los actuales momentos, no podrían cubrir quienes tienen un negocio.

Otro aspecto es: que todo hace suponer que el programa en cuestión es un asunto político, ya que este año de elecciones es fundamental para buscar la continuidad de la autollamada Cuarta Transformación y de esa manera asegurar el voto de esos 50 mil muchachos. En términos coloquiales sería compra de votos, que es el equivalente a una corrupción disfrazada u oficializada. Aquí la defensa se basaría en que, de esta manera, los jóvenes tendrían las posibilidades de desarrollar una vida productiva y no caer en la delincuencia.

Otra cuestión es: si los empresarios estarían dispuestos a aceptar a esos becarios y capacitarlos por determinado tiempo y a la vez si estos jóvenes están en disposición o no les interesa trabajar en el sector turístico.

“Esta crisis ha exacerbado las dificultades de los jóvenes para acceder al mercado de trabajo y ha puesto de relieve el riesgo real de una generación perdida, como lo señaló la OIT”, dijo el titular de la Sectur, Miguel Torruco Marqués.

Destacó que entre los sectores que se han visto más afectados por la pérdida generalizada de empleo, se encuentran los de servicios de hospedaje, de preparación de alimentos y bebidas, el comercio al por menor y las actividades de producción.

En el contexto nacional, la población ocupada en el sector turismo alcanzó cuatro millones 272 mil empleos directos en el periodo julio-septiembre de 2020 y que representó 8.7 por ciento del empleo del país en ese periodo, con base en datos del INEGI.

“Con este resultado, se observa una disminución de 106 mil 866 empleos directos en el sector productor de bienes y servicios turísticos, equivalente a una reducción de 2.4 por ciento respecto al tercer trimestre del 2019”, señaló.

La otra información es preocupante, ya que países como Canadá, Estados Unidos, Cuba, España, Colombia y Guatemala, restringirán sus vuelos hacia México por lo que consideran los gobiernos de esas naciones el mal manejo de la pandemia que se ha hecho en el territorio azteca.

Esta es una condición difícil para México, ya que se perderán divisas por la falta de llegada de turistas extranjeros, en especial de los vecinos del norte que son mercados importantes para nuestra economía y con el antecedente que ya se iniciaría la temporada de los spring brakers.

Las cosas no van bien y de hecho la Asociación de Secretarios de Turismo de los estados, que encabeza Juan Carlos Rivera Castellanos titular de Turismo de Oaxaca, externó, a nombre del grupo de funcionarios estatales, su preocupación sobre el tema, porque indudablemente va a afectar al país.

Así las cosas, pareciera que la industria turística se desenvuelve en planes, proyectos e ideas, pero se requiere consolidar el turismo  que es esencial para el país, como lo solicita el titular de Sectur, para que se le considere un sector prioritario y estratégico.

Acerca de misionpo 38584 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.