Falta Producto de ave

Punto de Vista

Por Jesús Michel Narváez

Ahora que se conmemora el 528  aniversario del “descubrimiento de América” y el gobierno de la Ciudad de México decidió retirar la estatua de Cristóbal Colón, que durante 143 años estuvo colocada en Paseo de la Reforma –se informa que fue la primera en ubicarse en Reforma- bajo el argumento de que “se restaurará a fondo”, y en plena etapa de que el presidente López insiste en que las naciones que conquistaron a México deben pedir disculpas, un apreciado amigo me envía el siguiente correo. Omito su nombre para evitar represalias pero está a disposición de quien lo requiera:

“Queridos amigos todas las cosas que está haciendo este enfermo mental poniéndonos en ridículo por todo el mundo debemos darle la oportunidad de que nos demuestre si de verdad tiene los “blanquillos” de llevar a cabo algunos actos que nosotros los Fifís le vamos a pedir:

  1. Que de inmediato solicite a los Estados Unidos que nos pidan perdón y nos devuelvan de inmediato todos los territorios que nos robaron la (mitad de ellos) que fueron conquistados por los españoles, los indios, los criollos y los mestizos que integraban nuestros ejércitos y que legalmente nos pertenecían
  2. Ahora que está su esposa en Francia que nos pidan perdón por haber enviado su ejército para imponernos un Emperador y a Inglaterra por el tratado de Londres y etc. y etc. Y le ponga una bomba explosiva a la estatua de Abraham Lincoln. Y también le cobren a Rusia los gastos de estancia de Trotsky  en México.  Quisiéramos ver dónde están sus “blanquillos”.

Hasta ahí el texto recibido.

Creo que tiene razón. Porque “exigir” solamente a los que se encuentran lejos y no son potencias económicas ni militares es una cosa. Intentar siquiera que Estados Unidos nos devuelva la otra parte del Chamizal con la que se quedó al firmar el acuerdo entre Adolfo López Mateos y Lindón B. Johnson en 1967, es impensable y seguramente no lo aconsejan los asesores –si los tiene- del presidente López.

O bien, reclamar a Francia el envío del “más poderoso ejército del mundo (en su tiempo” para que le fuera cubierta una deuda adquirida años atrás y que Juárez se negó a pagar por falta de recursos, no está en la agenda de los reclamos.

Y cuando los napoleónicos intentaron imponer al emperador, de eso no se acuerda el ciudadano Presidente.

Insistir en querer convertirse en el “restaurador de la historia” no conduce a ninguna parte y menos en los tiempos de la globalización en donde se mantiene el paradigma de que la historia la escriben los vencedores. ¿Hemos ganado alguna guerra que cambien nuestra historia de derrotas y despojos?

Dirían los amigos de la mesa cuadrada: ¡ya chole con los reclamos y póngase a y trabajar por el bien de México!

E-mail: jesusmichel11@hotmail.com, Twitter: @jesusmichelMx, Facebook: Jesus Michel y en Misión, Periodismo sin Regaños martes y jueves de 16 a 17 horas por ABC-Radio en el 760 de AM.

Acerca de misionpo 20606 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.