Recomendaciones para el Fin de Semana por BEATRIZ PEREZ DAVILA

En Los Pinos se presenta “De lo perdido lo que aparezca”

Los 33 cuadros que encargó en 1993 el entonces presidente Carlos Salinas de Gortari (1988-1994) pueden verse en el Complejo Cultural Los Pinos, espacio que tradicionalmente sirvió de residencia presidencial y que resguardó las obras de arte durante casi tres décadas.

“De lo perdido, lo que aparezca” es una exposición con cierto morbo, pues sobre ella pesa la duda de si realmente fueron 33 piezas las que se encargaron o hubo algunas más que se sustrajeron y no estaban en la bodega de la que fueron sacadas hace unos meses

Las respuestas probablemente se hallen en las paredes mudas del majestuoso espacio por el cual se han distribuido las obras.

Fueron algunos de los más talentosos artistas mexicanos de finales de los años 80 y principios de los 90 los que tomaron el encargo del exmandatario, quien quería una colección que expresase qué significaba ser mexicano.

Algunos cuadros representan la mexicanidad a través del “paisaje, que de manera inmediata reconoce esa territorización de ciertas plantas, ciertos colores, de ciertos lugares”.

También están presentes las obras de artistas como Lauro López, Francisco Toledo, Sergio Hernández o Vicente Rojo.

Los cuadros “se extrajeron de la bodega de Presidencia en muy buen estado”.

La exposición está abierta al público desde este miércoles 28 de agosto y permanecerá hasta los últimos días del año.

Abren Zona Arqueológica de Mixcoac

Este fin de semana, La Zona Arqueológica de Mixcoac, importante testigo de la vida prehispánica en la Cuenca de México, con evidencias de ocupación desde la época teotihuacana hasta la mexica, se integró a la Red de Zonas Arqueológicas abiertas al público, bajo resguardo del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

Con lo anterior, este vestigio arqueológico, es el quinto de la Ciudad de México junto con Templo Mayor, Tlatelolco, Cerro de la Estrella y Cuicuilco que a su vez se suma a los 194 sitios, de diferentes culturas y temporalidades en el país, informó el INAH.

La apertura del sitio, encabezada por el director general del INAH, el antropólogo Diego Prieto Hernández, y el alcalde de Benito Juárez, Santiago Taboada Cortina, fue también el marco para reconocer la labor del arqueólogo Roberto Gallegos, responsable del proyecto académico de este lugar, cuyo trabajo continuo es un parteaguas para la investigación, conservación y difusión de la Zona Arqueológica de Mixcoac.

Asimismo, se abrió una sala introductoria, cuya adecuación estuvo a cargo de la Coordinación Nacional de Museos y Exposiciones. En su interior se siente vibrar las arterias de la ciudad. Es una cavidad bajo la lateral del Periférico, la cual ha conservado uno de los pocos vestigios de arquitectura mexica elaborada en adobe. Basta bajar al sitio para verlo, mientras arriba continúan su rumbo cientos de vehículos.

Se explicó que la intención es que el visitante se entere de la historia del lugar y conozca de la arqueología en la CdMx, para ello, gráficas e infografías de lectura ágil conviven con los restos de los edificios prehispánicos.

El cine mexicano en el cartel extranjero

Desde el miércoles 28 de agosto, se presentará en el vestíbulo del edificio principal del Poder Judicial de la CDMX, la exposición El cine mexicano en el cartel extranjero consta de carteles de películas mexicanas que fueron distribuidos en los países del bloque socialista durante la segunda mitad del siglo XX, con una gráfica propia de las naciones donde se presentaron los filmes.

La muestra gráfica integra 20 reproducciones de carteles con filmes clásicos producidos desde la llamada “época de oro” del cine mexicano hasta los años 70, elaborados en países del bloque socialista de ese entonces. La exposición se presentará en el vestíbulo del edificio principal del Poder Judicial de la CDMX ubicado en Av. Juárez 8, Centro Histórico. Se puede visitar de lunes a viernes de 9:00 a las 15:00 horas, hasta el 13 de septiembre. La entrada es gratuita, sólo se debe pasar por el control de vigilancia de la entrada principal.

Exhiben Historias de luz y plata. Imágenes del acervo de la Fototeca Nacional

Un breve recorrido visual por algunos de los eventos sociales, políticos, culturales y artísticos del devenir de México, los cuales se han integrado al imaginario colectivo, compone la exposición Historias de luz y plata. Imágenes del acervo de la Fototeca Nacional, que hasta el 20 de octubre, estará abierta en la Sala Nacho López de ese repositorio de Pachuca, Hidalgo, cuya misión es conservar, investigar y difundir un acervo inagotable.

Asimismo, es una muestra que honra la identidad forjada a partir de este invento que cumple 180 años, “testimonios visuales que dan cuenta de las diversas sociedades y ayudan a entender los procesos históricos, referencias del pasado reciente; en síntesis, las fotografías que resguarda la Fototeca Nacional son historias de luz y plata”.

Historias de luz y plata. Imágenes del acervo de la Fototeca Nacional reúne 16 fotografías de gran formato de un importante conjunto que se exhibió originalmente en la Galería de las Rejas de Chapultepec, en la Ciudad de México, las cuales muestran formas de vida cotidiana, la evolución del paisaje, el desarrollo urbano y la paulatina transformación de la identidad de los mexicanos.

Una familia de diez regresa a la televisión con mucha diversión

Dinero insuficiente, vivienda reducida, escaso empleo bien pagado y una vida sin los apoyos gubernamentales, aunque existen: al Adulto Mayor, Ayuda del desempleo o Becas escolares; es lo que vuelve a enfrentarse el patriarca Plutarco López (Jorge Ortiz de Pinedo), en sus nuevas aventuras dentro de la 2 y 3 temporada del programa de comedia Una familia de diez.

Al retornar a la televisión mexicana a partir del domingo 25de agosto, a las 19:30 horas, en el canal Las Estrellas, a 12 años de no tener novedades en el interior de la familia López, de nueva cuenta regresan sus personajes pero con dos integrantes más como son los niños Justito (Tadeo Bonavides), y Victoria (Camila Rivas), hijos de La Nena y Adolfo Gaby y Plutarco.

“Recrearemos 26 nuevos episodios en los que sabrán de las vicisitudes de una familia que con un sueldo raquítico una numerosa familia tiene que subsistir en la vida y esto lo viven la mayoría de las familias mexicanas y cuando integrantes y más integrantes se meten a tu casa por cuestiones naturales de amor, solidaridad y ayuda moral, no los puedes correr, los tienes que ayudar, porque como mexicanos somos muy unidos”, precisó Jorge Ortiz de Pinedo, actor, director y productor.

Y, de las carencias que se seguirán privando en cada episodio, narró Ortiz de Pinedo que, “a pesar que hay ayuda gubernamental, mi padre Arnoldo no la puede tener porque no tiene Acta de Nacimiento, o sea; no existe; mi hija Martina, es muy burra no tiene beca y Adolfo que es un fósil en la universidad, ni pensar que le den ayuda económica. Seguimos en las mismas”.

Tras la presentación hecha por Pedro Ortiz de Pinedo, realizador ejecutivo también, expresó que Una familia de diez, viene con sus artistas originales de base como son Plácido López (Jorge Ortiz de Pinedo); Arnoldo López (Eduardo Manzano); Renata de López (Zully Keith); La Nena (Andrea Torre); Plutarco (Ricardo Margaleff); Gaby Daniela Luján; Martina (Mariana Botas); Aldolfo (Moisés Iván Mora), Aldolfo; Maria Fernanda García, La tía Licha; Jéssica Segura, Tecla; también dio los nombres de actores, actrices y conductores invitados:

“Para la segunda y tercera temporada contaremos con Esteban Arce, Paola Rojas y Lucía Guilmain, el resto de los invitados los irán descubriendo en cada capítulo”, informó Pedro Ortiz.

Exhiben 1984, la manipulación de las masas con estilo mexicano

La obra se exhibe en el Teatro Helénico todos los viernes a las 20:30, sábados 19:00 y domingos 18:00 horas. La última función será el 8 de septiembre.

George Orwell es el autor de la novela 1984, la cual fue adaptada al teatro mexicano bajo la dirección José Manuel López Velarde (Mentiras y Si nos dejan). Aunque la obra ha sido exhibida en Inglaterra y posteriormente en Broadway, esta nueva producción es completamente mexicana.

La puesta en escena tiene un toque vanguardista que retoma la  visión futurista del autor inglés: “Muestra una sociedad donde existe un solo partido, el cual controla todo, tiene una sociedad oprimida, donde el sentir, hablar y pensar está completamente prohibido”, expresó la actriz Vanesa Restrepo.

El hilo conductor de la obra es crudo al desmenuzar las tácticas de manipulación del gobierno, el montaje permite al espectador enfrentarse a su realidad actual de una manera reflexiva y bastante ligera porque López Velarde decidió enfocarse en aspectos tecnológicos y de multimedia.

“El montaje es impresionante porque tecnológicamente es una obra complicada, requiere de mucha precisión en luces, sonido y con los videos. Todo tiene que caer exactamente donde tiene que caer porque si no la historia pierde sentido. No es trabajo sólo de actuación sino de escenografía, audio, luces y una dirección escénica casi perfecta para que pueda funcionar”, dijo la actriz en entrevista con Crónica.

La pieza 1984 plantea dos planos: uno real y otro ficticio. El primero habla de la trascendencia de la novela en la actualidad, de cómo uno cambia a partir de la lectura de Orwell. Mientras que la ficción en escena permite ver la barbarie a la que son expuestos los personajes dentro del sistema oligárquico, el control de las masas y manejo de los medios, así como la incapacidad de respuesta de la sociedad ante la opresión.

“No hay libertad de pensamiento, de acción, expresión, no hay libertad de ningún tipo. Es así como crecen los niños, quienes son los nuevos habitantes, los cuales son amaestrados porque actúan por repetición y no por convicción, no construyen un criterio, simplemente se dedican hacer lo que el sistema les indica”, detalló Restrepo.

De acuerdo con la trama de la obra, Winston Smith comienza a escribir un diario sin definir con exactitud a quién va dirigido, si a él mismo o a una generación del futuro. Este involuntario y hasta inocente acto de­sencadena una serie de sucesos que lo hacen cuestionarse sobre los fundamentos de la estructura de la realidad, a encontrar a una mujer llamada Julia y a experimentar un amor que revoluciona su mente y su vida.

Vanesa es quien da vida a Julia, una mujer muy adelantada para su época porque supo impulsar sus ideas pese a las condiciones del partido. Winston fue su esposo y ella lo impulsó a luchar.

La obra se exhibe en el Teatro Helénico todos los viernes a las 20:30, sábados 19:00 y domingos 18:00 horas. La última función será el 8 de septiembre.

Acerca de misionpo 39409 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.