Nos Tomaron la Medida

Artículo Invitado

*La Jugada de Varias Bandas de Donald Trump

*Y Pedimos Tregua con Servicio a Domicilio

*No Fueron Acuerdos, Sino ir a Recibir Instrucciones

Por Alejandro Zapata Perogordo

El proceso de negociación con los vecinos del norte a partir de una crisis hábilmente provocada por el Presidente Trump nos puso de cabeza. Es evidente que tiene gran claridad sobre la situación de México y la dependencia económica con ese país, cuestión que supo aprovechar para ceder a sus condiciones.

En las primeras de cambio nos colocó de espaldas a la pared; como buen negociador Donald Trump hizo una estrategia ingeniosa, jugada de varias bandas que ni la vimos venir; amenazando con los aranceles y midiendo sus tiempos con un plazo fatal, a grado tal que tuvimos que ir a pedir tregua dando servicio a domicilio.

Es obvio que consiguió su objetivo, no tuvimos más remedio que ceder a sus intenciones que, por supuesto, nada tenían que ver con la cuestión económica o tributaria sino con las políticas migratorias y de seguridad fronteriza que ha sido un tema recurrente en su administración.

Tal parece que en vez de asistir a reuniones de alto nivel para buscar entendimientos comerciales tanto el Canciller como la Secretaria de Economía fueron a recibir instrucciones. Los acuerdos suscritos en principio se mantienen en la confidencialidad. Fue el propio Presidente norteamericano quien a través de su cuenta de Twitter hizo alusión a ellos provocando suspicacias e inquietud.

¿Cuáles fueron los compromisos? es el cuestionamiento general, porque no se dieron a conocer. Si bien sabemos, en virtud de que era imposible ocultarlo, el poner orden en la frontera con Guatemala y la indiscriminada migración provocada y alentada por las políticas públicas adoptadas por la actual administración, lo cierto es que cumplir con el envío de seis mil elementos en esa zona de la Guardia Nacional implica un gran esfuerzo y el descuido en otras regiones.

Por otra parte reconozco que no teníamos grandes opciones, era inminente celebrar un acuerdo de entendimiento aunque fuera transitorio, el problema es que en cualquier momento pueden volver a las andadas, máxime con la fragilidad institucional para dar cabal cumplimiento a los compromisos públicos.

Esa parte la van a calificar los norteamericanos a sabiendas que la Guardia Nacional apenas comienza, carece de elementos suficientes y la situación del país en materia de seguridad requiere de urgente atención; así se viene a complicar aún más la difícil crisis que en esa materia padecemos.

Además, está en puerta la ratificación del T-MEC por el Senado estadounidense a quien ya le corren los tiempos y se prevén algunos estirones, agregando ahora los resultados sobre los recientes acuerdos.

Es de advertir tres cuestiones que se hacen patentes: la primera, es obvio la desventaja para tener acuerdos con los vecinos del norte y ellos están perfectamente enterados de ello; además, dejan en evidencia un débil entramado institucional que requerirá cuando menos de asesoría y apoyos económicos y; con gran facilidad nos obligan a cambiar las políticas públicas y… todavía celebramos.

Acerca de misionpo 5463 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.