Aquellas marchas codo con codo…

Punto de Vista

Por Jesús Michel Narváez

Cada primero de mayo los dirigentes obreros más poderosos de su momento marchaban, codo con codo, con el Presidente de la República en turno.

Cruzaban la Plancha del Zócalo y se encaminaban hacia la Puerta Mariana de Palacio Nacional para ingresar al patio central y más tarde colocarse en el Balcón Central desde donde veían pasar a los miles de obreros, a quienes se les obligaba a asistir so pena de suspenderlos en sus trabajos.

Ahí, Fidel Velázquez, el hombre que vestía de trajes cruzados y nunca dejaba sus oscuras gafas, pegado al Presidente y susurrándole al oído quién sabe qué, pero el Jefe del Ejecutivo sonreía.

Líderes poderosos como Joaquín Hernández Galicia “La Quina”, Rafael Galván, acompañaban a Velázquez. Había otros, el de la CROM, Ignacio Paleta, el de la CROC, Alberto Juárez Blancas y Salustia Salgado (conocido como Charrustio hasta que lo derrocó Francisco Hernández Juárez y se eternizó en el sindicato de telefonistas), hacían acto de presencia y ordenaban a sus afilados saludar con “respeto y agradecimiento al señor Presidente”.  Siempre estaba presente el secretario del Trabajo y Previsión Social.

Era la marcha de la sumisión.

La parada del sindicalismo oficial.

Hasta que en los años 80 emergieron los sindicatos democráticos y comenzaron a darse dos marchas.

Aquella que mostraba “respeto y sumisión” y la otra que se atrevió a lanzar bombas molotov a los balcones de Palacio, en donde se ubicaban los invitados especiales.

Llegó la transición de “terciopelo” y Vicente Fox decidió que era momento para terminar con el desfile obrero. Luego se arrepentiría.

Hoy es el Día Internacional del Trabajo y, por cierto, nadie trabaja.

¿Qué celebrarán los trabajadores?

Seguramente los nuevos adalides de la democracia sindical, los que exigen que se vayan los eternos para quedarse ellos, clamarán a “mano alzada” que el cambio llegó para siempre.

Sí, para dirigentes como Pedro Haces, Napoleón Gómez Urrutia y los “nuevos” que surgirán en los sindicatos “libres y democráticos”.

Un Día del Trabajo sin festejo para los trabajadores y llanto para los despedidos en la Cuarta Trasformación.

E-mail: jesusmichel11@hotmail.com, jesusmichelnarvaez266@gmail.com, Facebook: jesusmichel, Twitter: @jesusmichelMx y en Misión, Periodismo sin Regaños lunes, miércoles y viernes de 11 a 12 horas en ABC-Radio en el 760 de AM.

Acerca de misionpo 36694 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.