Mafia israelí opera en el Centro Histórico y autoridades lo saben, acusan

La mafia israelí ha operado en la Ciudad de México desde hace mucho tiempo, de lo cual las autoridades tenían conocimiento de ello y con el aparato de inteligencia con que cuentan debieron evitar hechos, como el registrado en la Plaza Artz, planteó ayer Guillermo Alejandro Gazal Orduña, presidente de la asociación civil Procentrhico.

En entrevista, dijo que como integrante de ese organismo sabía de la existencia de ese tipo de grupos en el Centro Histórico de la Ciudad de México y en alguna conferencia de prensa, su papá, Guillermo Gaza, lo dio a conocer.

Agregó que desde el siglo pasado, operaban esas bandas, junto con las de colombianos, venezolanos y estadounidenses, que estaban involucrados en el ejercicio de una actividad ilícita y formaban grupos de delincuencia organizada. “No eran casos aislados”, insistió.

Por otro lado, vecinos de la alcaldía de Tláhuac se niegan a hablar de Esperanza “N”, quien asesinó a balazos a un par de mafiosos israelíes la semana pasada en la Plaza Artz y cuyos cuerpos fueron sepultados el miércoles.

En la colonia Selene, donde residía, hasta el miércoles 24 de julio cuando fue a parar al Penal Femenil de Santa Martha, actualmente se realizan trabajos de mejoramiento urbano.

Algunos vecinos a quienes se les preguntó por esa mujer, alcanzaron a referir que estuvo casada y tiene dos hijos, pero cortaron la conversación rápidamente y con recelo.

Del bar el KM, donde trabajó de mesera, está retirado de la colonia Selene, pues se ubica a una cuadra de la estación Nopalera de la Línea 12 del Metro y el cual fue clausurado a principios de año.

Se especializaba en música de banda y operaba en la semiclandestinidad, pues estaba en la parte superior de un local que funcionaba como estacionamiento, al lado de un Centro de Verificación.

Cuando les colocaron enormes sellos de clausura, los dueños, que eran los hijos de El Ojos, abrieron un local, más chico, con el mismo nombre sobre la calle Guillermo Prieto, que corrió la misma suerte que el original.

Vecinos de la colonia Selene indicaron que la seguridad en la misma, como en toda la ciudad, está muy deteriorada y en sus calles hay carteles que advierten a los ladrones que serán linchados si son sorprendidos en algún asalto.

La casa donde residía, en la calle Cráter Tycho, tiene una fachada sin pintar y al parecer ya nadie vive en ella.

Esperanza acudía al gimnasio, seguía en Facebook cuentas de entrenadores fitness y posteaba frases cotidianas o de inspiración. “Vive y ama sin límite que el tiempo no espera y la muerte”, se lee en una imagen del 18 de abril.

Entre los conocidos de Esperanza, según consta en dicha red social, está Ismael Martínez, familiar del actual alcalde de Tláhuac, Raymundo Martínez Vite. El propio Ismael le preguntó a Esperanza cómo se encontraba después de que ella publicó un moño negro el 13 de julio.

Ella compartía likes en el perfil de Ismael incluso en publicaciones en las que dos cuentas a nombre del alcalde también colocaban me gusta.

En términos generales, los vecinos se muestran sorprendidos de que una residente de esa colonia sea una asesina, pues la consideraban tranquila.

Acerca de misionpo 38306 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.