Batallas en su Apogeo Dónde  Cambiarán Gobernadores

*En la CDMX el Bastión Lopista se Resquebrajó y Está la Amenaza de Nueva Derrota

*Morena, Además, Enfrenta Problemas en Veracruz, Morelos, Guanajuato, Yucatán y Jalisco

*La Entidad que Gobierna Actualmente Cuitláhuac García Está el Filo de la Navaja

*La Imposición de Rocío Nahle Como Candidata ha Resultado un Fracaso

*Abuso de Poder: en 2023 Había Unos mil 700 Ciudadanos en la Cárcel

*Y en el Estado de Morelos la Actual Batalla es Entre Tres Mujeres

*También en Guanajuato hay una cerrada Lucha de Féminas ¿Quién Ganará?

*¿Puebla, Tabasco y Chiapas Mantendrán el Color Guinda Tras el Proceso Electoral?

 

GERARDO LAVALLE

Con la mirada fija en avances y retrocesos, aciertos y errores de las candidatas presidenciales -del candidato poco se puede decir- en las nueve entidades en donde habrá relevo de gobernadores, las batallas están en todo su apogeo. Como en la presidencial, las descalificaciones y señalamientos, han superado las propuestas.

En 2018, Morena y Aliados vencieron a las oposiciones y arrebataron estados como Veracruz, Puebla y Morelos-. En las siguientes estatales, vencieron en Oaxaca, Hidalgo, Sinaloa, Sonora. En los siguientes años, llegaron a la cúspide con el Estado de México.

A diferencia de lo ocurrido en las diversas entidades, en la Ciudad de México, el bastión lopezobradorista, se resquebrajo y la amenaza de una nueva derrota en este 2024, hizo que el presidente Andrés Manuel López reconociera que en la capital del país es en donde tiene menor respaldo de los ciudadanos.

“Es la sede de los fifís”, califica a la Ciudad de México, corazón político, económico y cultural del país.

Y conforme a las recientes encuestas -con o sin la credibilidad suficiente- Morena enfrenta severos problemas en Veracruz, Morelos, Guanajuato, Yucatán y Jalisco. Las dos primeras entidades gobernadas por Morena y PES, aliado del oficialismo durante las elecciones de 2018, en donde perdió el registro como partido nacional, aunque logró tener un gobierno y 5 senadores y 11 diputados federales. En las otras, el PAN gobierna desde hace 30 años y recuperó Yucatán. Jalisco está bajo el control del gobernador Enrique Alfaro Ramírez y no de Movimiento Ciudadano quien, sin embargo, Pablo Lemus, es el abanderado naranja para la elección del 24 de junio.

Los estudios demoscópicos de la semana pasada expusieron los riesgos en Veracruz y Morelos y mantuvieron el pronóstico de victoria para la coalición Seguiremos Haciendo Historia, en Puebla, Tabasco y Chiapas.

El resto, con números que chocan, no está fácil para el oficialismo.

EN VERACRUZ,

DOS ELEMENTOS

Los medios locales -que obedecen a los intereses políticos, industriales, financieros de corrientes muy identificadas- colocan a la entidad como un “problema serio para Morena” y precisan dos elementos:

1.- El mal gobierno d Cuitláhuac García, quien, con todo el respaldo presidencial, no ha logrado reducir la violencia, el sistema de salud está quebrado al igual que el educativo; los programas sociales: pensión universal, becas para estudiantes, contratación de sembradores de vida, entre otros, no han rendido los frutos esperados y, lo fundamental la imposición de la abanderada;

2.- Justamente la imposición de Rocío Nahle como candidata al gobierno de Veracruz, ha resultado un fracaso. Diversas razones han actuado en su contra y, ser zacatecana, no le permitido identificarse con los jarochos que, se sabe y bien, no perdonan.

Desde el arribo de García, quien en la mini elección en la que resultó vencedor Miguel Ángel Yunes Linares, contó con el respaldo financiero de Javier Duarte, mandatario en funciones, impuso medidas draconianas en contra de los “adversarios” y de la sociedad en general con una modificación al Código Penal para convertir en delito el “ultraje” a la policía. Basta solicitar la razón de una detención, por violar el reglamento de tránsito, para ser detenido, encarcelado en Pacho Viejo y ser sometido a “prisión preventiva oficiosas” hasta por un año antes de ser procesado y sentenciado. Se estima que en 2023 había unos mil 700 ciudadanos en la cárcel.

En su cinco años y seis meses de gobierno, Cuitláhuac García se ha enemistado con los empresarios, los políticos de oposición, con el clero y hasta con los sindicatos y estudiantes.

Las encuestas que realizan empresas “nacionales” lo califican como un “regular, tirando a malo” gobernador. Las empresas locales, las que se atreven a realizar algunas de manera profesional, lo colocan como el peor mandatario que ha tenido Veracruz en el siglo XXI.

Con o sin autorización o sugerencia presidencial, el gobernador decidió declararse nahlista desde siempre y rompió lanzas con el entonces secretario de Gobernación, a quien plantó en Xalapa para asistir a Coatzacoalcos a una reunión de “apoyo” a la secretaria de Energía, quien estaba al frente del diseño y la construcción de la refinería Dos Bocas.

El diputado federal, Sergio Gutiérrez, quien presidió la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados fue y es aliado de Adán Augusto López y, por consecuencia, encontró el veto gubernamental para disputar la candidatura de Morena para suceder a García.

El elemento Nahle ha sido factor decisivo para poner en riesgo la victoria de Morena. Sin una estrategia político-electoral, sin conocimiento del número de municipios de la entidad y sus nombres; sin un equipo que la apoye para evitar los desaciertos y por la falta de empatía con los jarochos es, quizá, la losa que carga Morena en la entidad.

El surgimiento de la candidatura de José “Pepe” Yunes, que logró la adhesión de los otros interesados en la candidatura -Julen Rementería, entre ostros-, ha sido exitoso y se ha convertido en un personaje cuyas posibilidades de ganar crecen cada día.

Los 8 años en que ha estado fuera del gobierno algún personaje del PRI, parece haber sido el antídoto para que los veracruzanos perdonen las tropelías de Duarte.

MORELOS Y LA

CUAUHTEMIÑA

Como la “sorpresa de sorpresas” fue concebido el triunfo de Cuauhtémoc Blanco Bravo, al gobierno de Morelos.

Abanderado por el part6ido Encuentro Social (PES) y con Hugo Erik Flores Cervantes a la cabeza del “equipo político”, el exfutbolista formó su oncena con sus promotores, hermanos, primos y amigos cercanos. Y los resultados están a la vista: Morelos, Cuernavaca y Juitepec básicamente, se convirtieron en las zonas controladas por el crimen organizado y no han sido pocas las ocasiones en las que el mandatario con licencia- se fotografió con reconocidos delincuentes.

En Morelos se registra, por primera ocasión en su historia, una batalla entre tres mujeres: Margarita González Saravia, exdirectora de la Lotería Nacional, lleva la camiseta guinda; Lucía Virginia Meza Guzmán es la candidata de la coalición Dignidad y Seguridad por Morelos Vamos Todos, integrada por los partidos Acción Nacional (PAN), Revolucionario Institucional (PRI), de la Revolución Democrática (PRD) y Redes Sociales Progresistas Morelos (RSP) y Jessica Ortega de la Cruz es la candidata al Gobierno de Morelos por Movimiento Ciudadano, partido en el que ha hecho su carrera política. Son, dicen en Cuernavaca, “Los Ángeles de Charlie”.

Conforme a la opinión pública difundida en medios locales, la batalla se centrará entre la oficialista y la oposicionista Meza Guzmán. Sin embargo, Ortega no está descartada y podría ser la yegua negra.

Los momios se inclinan por el cambio. Y en el análisis y las campañas de las opositoras, se ha conocido el mundo subterráneo del exfutbolista.

Intentó hacer la cuauhtemiña… y no le salió.

GUANAJUTO Y 

LA OTRA TERCIA

Como un avance del feminismo, en Guanajuato también habrá una contienda entre mujeres.

En la contienda electoral de este 2024 las candidatas registradas son tres mujeres: Libia García Muñoz Ledo, de la coalición Fuerza y Corazón (PRI, PAN y PRD); Alma Alcaraz Hernández, de la coalición Morena, PVEM y PT, y Yulma Rocha Aguilar, de Movimiento Ciudadano.

Con todo y la violencia, la inseguridad, el elevado número de homicidios dolosos, el huachicoleo, la presencia del cártel de Santa Rosa de Lima, los intentos del CJNG y Los Chapitos de apoderarse de la plaza -Celaya, sobre todo-, el gobierno panista de Diego Sinhué, tiene el control político de la entidad y la coalición Fuerza y Corazón tiene mano con Libia García Muñoz.

Las otras dos contendientes hacen campaña con la denuncia en contra del PRIAN y han logrado permear en parte de los ciudadanos. No lo suficiente. Los especialistas estiman que la candidata García Muñoz saldrá con el brazo en alto.

PUEBLA, CHIAPAS Y

TABASCO, MORENOS

Conforme a los más recientes datos estadísticos publicados por casas encuestadoras, Puebla, Tabasco y Chiapas mantendrán el color guinda en todo lo alto.

Puebla, que ha vivido en 7 años las muertes de dos gobernadores en el ejercicio, Martha Erika Alonso, con solamente 11 días de mandataria y Miguel Barbosa Huerta con 36 meses al frente, enfrenta una oposición dividida y la candidatura de Alejandro Armenta pareciera ir viento en popa.

Sin embargo, el abanderado de la coalición ‘Mejor rumbo para Puebla’, Eduardo Rivera Pérez, está en la pelea y por sus avances, cuentan medios locales, ha sido víctima de agresiones. La más reciente, el intento de asalto en su domicilio particular. El otro contrincante, Fernando Morales, de Movimiento Ciudadano, solamente mira desde lejos la batalla.

Para Chiapas, aunque el escenario de violencia golpea al gobierno de Rutilio Escandón, en cuyo periodo la presencia de grupos criminales, secuestro masivo de personal de Seguridad Pública, asesinato de candidatos a cargos de elección popular, la posibilidad de que Eduardo Ramírez, empleado de Manuel Velasco Coello y senador con licencia, es alta, aunque no firme. La nominación de Ramírez, accidentada ante la renuncia de Zoé Robledo a la candidatura para “culminar el proyecto del IMSS-Bienestar” y regresarle “al pueblo los servicios de salud”, dio paso a que las oposiciones se reposicionaran y presentaran a dos mujeres como aspirantes a suceder a Escandón.

Olga Luz Espinosa es la candidata de la coalición Va por Chiapas, conformada por el PAN, PRI y PRD y es bien vista por los habitantes de las zonas urbanas y Karla Irasema Muñoz Balanzár, la abanderada de MC, restaría votos a Ramírez y se los daría a Espinosa, según análisis de los medios locales.

Tabasco no tiene vuelta de hoja. Javier May, el millonario constructor del Tren Maya, encabeza las preferencias. Candidato designado por su paisano, el presidente, provocó una ruptura con el aspirante a suceder al presidente López, el exgobernador Adán Augusto López.

En una entidad en donde la alianza opositora no logró el consenso para presentar al o la candidata que hiciera frente a May, la elección tendrá tres aspirantes más. Dos mujeres y un hombre. Ellas, por el PAN y MC: Lorena Beaurregard -nacida en Macuspana- y María Inés de la Fuente Dagdug. El PRD, sin militancia, cargos públicos y virtualmente desmantelado, designó a Juan Manuel Fócil Pérez 

Así, May, el hojalatero que no terminó la secundaria fue subsecretario, secretario y director general en el gobierno federal actual. Con todo el apoyo presidencial y del director de Pemex, Octavio Oropeza, todos los datos indican la victoria de Morena.

LAS ENCUESTAS

¿ACERTARÁN?

En la guerra electoral, en donde las armas favoritas de los participantes se llaman “encuestas” y ante la que comienza a convertirse en la crisis de los demoscopistas por la falta de aciertos y disparidad de números, la verdadera encuesta se realizará el 2 de junio.

Acerca de misionpo 37590 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.