Y qué tal un Taco de Alacrán… con Salsa, Desde Luego

*El Centruroides Suffussus (Alacrán Duranguense) se ha Convertido en un Platillo Gourmet

*Sí, Allá en Durango, Donde la Mezcaloterapia es un Hecho y el Turismo de Aventura También

*Y no, no son Bebidas, Sino un Tratamiento Para la Relajación de la Piel y Olvidarse del Estrés

*Sin Duda hay que Visitar el Alacranario, Donde es Posible Observar a los Escorpiones

SUSANA VEGA LÓPEZ

Es frecuente ver a personas que, con mucho ánimo, se disponen a comer un exquisito taco de algún guisado acompañado con cilantro, cebollita, salsa…, ¡pero que de pronto se vea salir huyendo de la tortilla un alacrán no es nada común! y más si el comensal, con toda la calma lo atrapa, lo devuelve al taco y le da la mordida. ¿Te atreverías a comerte un taco con un alacrán vivo?

El centruroides suffussus (alacrán duranguense) se ha convertido en un patillo gourmet y hasta popular que sólo se vive en el estado de Durango, que ofrece productos que poco a poco lo posicionan en la preferencia de los viajeros porque hacen que la entidad se presente como una nueva alternativa para vivir experiencias únicas que dan un renovado impulso a la también llamada Tierra del Cine.

Así, ofrece mezcaloterapia; cuenta con el primer Museo de Arte Funerario de México; es escenario preferido de los cineastas; lugar ideal para el turismo de aventura; tiene un alacranario donde se podrá aprender de muchas especies de este escorpión, que ahora ha acogido la gastronomía de la entidad y; cuenta con ferias a lo largo del año.

La mezcaloterapia, no se trata de beber sino de un tratamiento para la piel que permite la relajación para olvidarse del estrés, que ahora ha acogido la gastronomía de la entidad y; cuenta con ferias a lo largo del año.

En cuanto a la mezcaloterapia, reactiva la circulación y previene el envejecimiento al aportar antioxidantes, sin contar, claro con la degustación que trae beneficios de todo tipo según el refrán de que “a todo mal, mezcal y a todo bien, también”.

El Museo de Arte Funerario, el primero en México, es un recinto con gran relevancia cultural ubicado en el Panteón de Oriente de Durango que lleva el nombre de un cantero y arquitecto duranguense: Benigno Montoya, quien es conocido por construir capillas funerarias, templos, baldaquinos, ángeles, serafines y ornamentos de estilo neogótico.

A la Ciudad de México llegó el secretario de Turismo duranguense, Eleazar Gamboa de la Parra, para anunciar su Feria Nacional de Durango, del 15 al 31 de julio, ranqueada entre las cinco ferias más importantes del país.

Para esta fiesta el estado con forma de corazón, -y los duranguenses se sienten orgullosos de considerarse el corazón de México-, cuenta con grandes instalaciones como el Teatro del Pueblo, el Palenque y la Velaría, para ofrecer conciertos que podrán presenciar los asistentes ya que el 90 por ciento de los espectáculos son gratuitos.

Esta feria, donde la entrada general es de tan sólo 12 pesos, también cuenta con un lienzo charro, un lugar para vivir el espectáculo taurino, así como la zona gastronómica, expo comercial, agrícola, ganadera y artesanal, área de juegos mecánicos, y hasta un circo, por lo que se espera una gran afluencia -en años pasados fue de 700 a 800 personas- después de dos años de casi inactividad por Covid.

Gamboa de la Parra dijo que se espera que esta feria -donde habrá muchos eventos culturales y deportivos-, sea el lugar de reencuentro de familias, de amigos, de turistas y de visitantes en general que, después de asistir y disfrutar la feria, se animen a realizar otras actividades en los pueblos mágicos y en el centro histórico de la ciudad.

En el marco de la feria habrá un recorrido Tierra-Pacífico, una experiencia en bicicleta para que los amantes de este tipo de vehículos de dos ruedas se inscriban en el paseo que va de Durango a Mazatlán, por la carretera libre de la Sierra Madre, además de otros ejercicios de turismo de aventura.

El Pueblo Mágico Nombre de Dios es famoso por elaborar vinos frutales, aunque últimamente se ha destacado como tierra del mezcal porque existen y se pueden visitar más de 14 vinatas (lugar donde se elabora esta tradicional bebida). Es otro de los grandes productos turísticos que se enmarcan en la Feria Nacional de Durango para promover al Estado.

Paseo del Viejo Oeste, un parque temático único en Latinoamérica, por ser la tierra del cine; es otra palanca que atrae al turismo porque es de muchos conocido que en Durango ha sido escenario para realizar más de 400 películas de diferente temática.

El secretario de Turismo de Durango está convencido de que Durango va a seguir siendo la Tierra del Cine porque cuenta con escenarios naturales únicos que lo hacen ideal para filmar películas, cortometrajes, documentales, videos, ya que sus locaciones son las ideales, junto con su clima, que ningún otro estado de la República tiene.

 

 

 

Acerca de misionpo 24700 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.