Fiscal Devaluado

Por Jesús Michel Narváez

 

Alejandro Gertz Manero, el “fiscal carnal” del gobierno federal, no sale de una cuanto entra a otra.

La decisión del juez de control Felipe de Jesús Delgadillo Padierna de desechar -lo que significa echar al archivo muerto- la denuncia presentada en contra de un grupo de abogados a los que acusó de extorsión y delincuencia organizada y cuyos trabajos realizaron presuntamente bajo las órdenes del exconsejero jurídico de la Presidencia de la República, provocó su ira y abrió una carpeta de investigación en contra del juzgador.

De entrada, calificó de “ilegal” la decisión del juez y de salida la Institución dio a conocer que la impugnó y presentará una queja ante el Consejo de la Judicatura Federal.

Uno vocablo que prácticamente pasó inadvertido y pronunciado por el juez: “(…) venganza”.

Cuando Julio Scherer publicó en Proceso una larga carta en la que explicaba sus razones para defenderse de las imputaciones formuladas Gertz Manero, reveló parte de una charla sostenida entre ambos y en la que le dijo: preferible tener un fiscal amigo que enemigo.

Sin duda, una amenaza.

Es extraño que el presidente mantenga su “confianza en el fiscal, porque es una persona honesta, cuya fortuna deviene de años” y califique el enfrentamiento entre -“Julio es mi amigo y lo estimo mucho”- ambos personajes como un pleito entre abogados.

No son escasas las denuncias presentadas en los medios sobre presuntas irregularidades en el actuar del fiscal. La mayoría de ellas se centra en la adquisición de bienes inmuebles en el Extranjero y en su colección de 112 autos de colección. La única queja formal contra el abuso de poder correspondió a su familia política. La Suprema Corte de Justicia de la Nación, de manera unánime de sus 11 ministros, le asestó el revés que lo dejó, dirían los cronistas de box, en la lona y con la aplicación de la cuenta de protección.

Uno de los jueces, de esos que llevan las tarjetas y apuntan quién ganó el raund, o séase el presidente López, le dio el triunfo al que había mordido el polvo -no sé que quiera decir eso, pero es expresión boxística- y permitió que el manager arrojara la toalla. Por el contrario, ordenó revivirlo con la aplicación de “sales” para salir a pelear los siguientes tres minutos.

El escándalo surgido a raíz de la denuncia, que se afirma presentó Juan Collado, el abogado de los poderosos -habría que decir exabogado de expoderosos- creció de tal manera que en el mundo judicial y jurídico se cruzaban apuestas para colocar al ganador. Muchos fueron por el empate.

La realidad, desde la lejanía con el juez, los fiscales y los defensores, pesó más el juicio mediático que las pruebas acusatorias presentadas por el ministerio público federal.

¿Qué falló en la acusación?

¿Por qué el Juez desechó el caso y no dio oportunidad de escuchar o revisar nuevas pruebas?

Se antoja suponer que se llevó a cabo un profundo cabildeo de la parte acusada, no en balde quienes estaban en el banquillo son abogados prestigiados por sus triunfos judiciales, y que las pruebas de la defensa superaron a las de la Fiscalía.

¿Qué futuro le espera al Juez Delgadillo Padierna?

Es incierto.

En el pasado encarceló a Rosario Robles por un delito que no ameritaba prisión preventiva y sus pares que han revisado el caso han sostenido la decisión. La exfuncionaria permanece en Santa Martha Acatitla y suma ya 2 años 7 meses sin sentencia, acto violatorio porque constitucionalmente se ordena que nadie puede estar en prisión sin sentencia más de 2 años. Claro, el caso de Robles es político y no es el único. Hay miles de hombres y mujeres en las prisiones del país con más de 2 años y en casos hasta de 10, sin que hayan sido sentenciados.

El Fiscal Gertz ha ganado con retener a Robles a la que, sin duda, le aplican la ley por venganza política.

La misma técnica para los abogados presuntamente extorsionadores. Ahora no funcionó. El juez de control en ambos casos, es el mismo.

En resumidas cuentas, Alejandro Gertz Manero se ha convertido en un fiscal devaluado.

¿Hasta cuándo seguirá con el empleo?

La dignidad orillaría a la renuncia. ¿La tiene el doctor Gertz?

Usted saque sus conclusiones.

E-mail: jesusmichel11@hotmail.com, Twitter: @misionpolitica, Facebook: Jesús Michel y en Misión, Periodismo sin Regaños martes y jueves de 16 a 17 horas por el 760 de Amplitud Modulada

 

Acerca de misionpo 21262 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.