García Harfuch repelió a los sicarios; aún se desconoce el móvil del ataque

Durante el atentado del viernes pasado en las Lomas de Chapultepec, el secretario de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México, Omar García Harfuch, repelió el ataque con un arma larga que llevaba en la camioneta blindada, el cual se prolongó cuatro o cinco minutos, indican las primeras indagatorias de la Fiscalía General de Justicia local.

De acuerdo con la línea de tiempo del ataque, llegó un cierto momento que permitió al jefe de la policía y sus escoltas repeler la agresión desde dentro de la camioneta, al quedar vulnerado el parabrisas por los impactos calibre .50.

La investigación refiere que el jefe de la policía capitalina, quien viajaba en el asiento del copiloto, alcanzó a ver cómo llegó de su lado la camioneta de carga de 3.5 toneladas que le cerró el paso y que desde la caja los sicarios empezaron a disparar, por lo que saltó hacia la parte posterior del vehículo oficial.

La acusación que hizo García Harfuch en su cuenta de Twitter, de que junto con su equipo fueron “cobardemente atacados por el cártel Jalisco Nueva Generación”, aún no está asentada en la carpeta de investigación de la FGJ; tampoco está definido el móvil del atentado.

La camioneta negra blindada en la que viajaba García Harfuch quedó con impactos de balas calibres .50 en los cuatro costados, disparadas por armas Barret considerada como artificios de guerra, así como AR-15, calibre .223, .556 y .762, todas de uso exclusivo del Ejército, la Armada y la Fuerza Aérea, de acuerdo con la carpeta de investigación.

En el costado del conductor se interpuso en sentido contrario una camioneta Chevrolet Suburban blanca; en la parte trasera otra del mismo modelo negra blindada, junto con otros dos vehículos compactos, desde donde dispararon los sicarios; asimismo, algunos de los agresores bajaron de la camioneta de carga y dispararon por el lado derecho de vehículo oficial.

Acerca de misionpo 10396 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.