“Barridos” Demostraron la Inexistencia del Espionaje

De Fondo

Por Jesús Michel Narváez

Damián Zepeda, ex dirigente interino del PAN y excoordinador del grupo parlamentario de su partido al inicio de esta legislatura en el Senado de la República hizo públicos los reportes de empresas privadas dedicadas al “barrido de oficinas” para detectar micrófonos de espionaje y que revelaron la inasistencia de los aparatos en 2018.

Sin embargo, desde el púlpito de Palacio Nacional se mencionó, por primera ocasión en la presente administración, el nombre de Manlio Fabio Beltrones quien estaba al frente de la Junta de Coordinación Política del Senado de la República.

Pareció un mensaje. Algo así como “te tengo presente”.

Beltrones está prácticamente alejado de la actividad política, no de la política. Sus largos colmillos les dicen que es mejor estar con bajo perfil. Pero lo tiene “bajo observación”.

Los informes-reportes-dictámenes de dos empresas dedicadas a buscar y encontrar en su caso equipos de espionaje en oficinas públicas y privadas confirman que las oficinas asignadas a la bancada del PAN “están limpias”. Esto ocurrió en 2018 y, sin embargo, la Fiscalía General de la República informó que con actas de recepción se comprobó que os micrófonos fueron instalados en 2010-2011.

Aceptando sin conceder alguien está falseando la información.

Personalmente no tengo duda de la honestidad y calidad moral del Fiscal Alejandro Gertz Manero, Pero tampoco dudo de lo expresado por Damián Zepeda.

Ello me lleva a suponer que el tema del espionaje en el Senado tiene más de veracidad que de novela policíaca escrita en la guerra fría.

A nadie debería sorprender que existan estos mecanismos cibernéticos y sofisticados. Aun en las democracias fuertes ocurren. Recordar que en 1972 se descubrió el Watergate que terminó con la renuncia de Richard Nixon no es ocioso. Hace 48 años cuando la tecnología no había avanzado. Y desde entonces y antes y después, el espionaje forma parte de la cultura política para estar “enterados de lo que planea el enemigo”.

No me atrevería a responsabilizar al jefe político de Morena en el Senado. Quizá una informal charla en la que se abordara la duda de lo que planeaban los panistas en la legislatura haya sido tomada como una instrucción por algún “eficiente” colaborador y de suyo tomó la decisión de colocar los micrófonos. Si así hubiera sido, de todas formas el senador Monreal habría estado enterado.

Espiar al adversario no es cosa nueva. Pero llama la atención que los términos en colocar equipos escuchas no hayan perfeccionado sus instalaciones y que sean descubiertas cuando se supone que nadie podría enterarse.

¿Qué sigue ahora?

Supongo que todos los probables involucrados hallarán los caminos que los conduzcan a mostrarse en público con abrazos, sonrisas y diálogos abiertos.

¡Es la política a la mexicana!

E-mail: jesusmichel11@hotmail.com, Twitter: @jesusmichelMx, Facebook: Jesus Michel y en Misión, Periodismo sin Regaños martes y jueves de 16 a 17 horas por ABC-Radio en el 760 de AM.

Acerca de misionpo 20560 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.