Lo que Quiso Decir con Aquello de que su Estrategia era la Buena

Lascas Económicas

*No se Sientan Perdidos Desde Ahora, aún Pueden Venir Peores Cosas

*La Realidad Rebasará, sin Duda, por La Izquierda, Derecha o Todos los Lados

Por Jaime Contreras Salcedo

Bienvenidos a la realidad. Todavía no se nos quitaba la cruda de los brindis del año viejo cuando nos dijeron desde la primera mañanera que, ni hablar, la estrategia del que vive palaciegamente le había dado resultado y nos preparábamos a entrar casi casi al paraíso en este 2020, a pesar de los perversos conservadores que nunca faltan.

El hombre que cobra poco por todo lo que nos hace favor de hacer, valga el pleonasmo, que ya la Nación se lo demandará, se metió en un berenjenal retórico en su primera mañanera para plantearnos, es un decir, que eso del crecimiento le venía guango y, por lo mismo, le importaba más el desarrollo, a contrapelo de toda la historia económica global, ni siquiera de aquellos que tratan de enmascarar desde las cúpulas oficiales afirmando que esto es una suerte de “política contracíclica”.

Más allá de lo que pudo afirmar en ese momento el ungido por más de 30 millones, días después, ante cónsules y embajadores mexicanos acreditados en el mundo, les salió con que sin necesidad de crecer despuntaban becas a estudiantes y presuntos jóvenes pensando en el futuro, para los viejejitos, las madres solteras o las víctimas de la violencia.

Ni hablar de los medicamentos o ahora el naciente e ineficaz Insabi. Según.

Lo que omitió decirles, nuevamente, es que buena parte de ese dinero derramado, en no pocos rubros, provenía de lo que le dejaron los regímenes que tanto desprecia y ataca y que, por cierto, está quemando con singular alegría y que no se ven muchas posibilidad de recuperarlo, a menos que ahora nos salgan que gracias a los esfuerzos de la #4T van a subir, por ejemplo, los precios del petróleo y que, por lo mismo, veremos cómo –por fin- repunta el país tan anhelado por tirios y troyanos, sin necesidad de recurrir a las acechadas reservas internacionales, como le han susurrado al oído no pocas veces presuntos radicales de izquierda.

Y es que el paradigma, es otro decir, según el cual el desarrollo le gana al crecimiento, no es sino una mala falacia por la sencilla razón de que una vez agotado el dinero ahora dispendiado en todos esos futuros votos, que no ayuda real, la bronca será generar nuevos recursos, sobre todo partiendo del apotegma en donde aquellos a quienes estás patentando por tus acciones y omisiones tienen límites y como que mucho caso no te harán a la luz de los constantes cambios de políticas públicas (decimos).

Para darles un dato de esto último, en una mañanera de la semana anterior, tras su monólogo ante diplomáticos, el guía de turistas de Palacio pasó a informar que eso de las rondas energéticas y demás licitaciones programadas para este mes se verían, si el tiempo y el caso así lo permitía. Es decir, háganle como quieran. El estado soy yo, o la Cuatroté soy yo, es lo mismo.

Más allá de cuestiones externas a las cuales se podría apelar para justificar o no los resultados, en el plano interno las cosas no marchan muy bien que digamos: el desempleo sigue rampante, aunque se plantee que son datos estacionales; la inversión privada ha disminuido y la pública virtualmente ha desaparecido del plano; en el caso de las tasas de interés, detonantes o no del crédito, si bien se espera que las primarias pudieran descender 25 puntos base más por ahí de febrero, anotan los expertos, lo cierto es que eso no ha ayudado mucho que digamos al financiamiento, particularmente para las pequeñas y medianas empresas que son las que sostienen, aún, el 85 por ciento del empleo en este país.

Veremos inestabilidad en precios y en el movimiento de la balanza comercial, por aquello estos sí de lo que ocurre en el mundo y, como habrá de certificarse en su momento, el apesadumbrado peso tendrá severos altibajos en su cotización, sin que nadie pueda ayudarle, aunque dirán más adelante algunos que es de lo más estable que hemos tenido en los últimos tiempos. Todos asistiremos a ello.

Pero, para variar, tendremos ayuda de la caballería y aquellos mexicanos que se han visto obligados a vivir en el exterior serán los verdaderos salvadores de la patria. serán, además, los que con sus remesas moverán economías locales y regionales y aquí se dirá, en una de esas, que también son producto de la transformación nacional, y ya nadie se va a acordar lo que ahora el discurso pregona: que se buscarían más y mejores oportunidades en el plano doméstico para que no alejen de su suelo y tradiciones. Pamplinas. ¿Y luego de qué podríamos presumir estando el piso tan disparejo? Indagó el de junto.

Total, que al final de cuentas, el sedicente estratega nacional podrá plantearnos lo que quiera, pero no se trata de aquí de ver cómo le contrapuntean sus datos con los otros datos, emergidos de aquellas instituciones en donde no se le ha permitido cooptar decisiones o introducirse en sus juntas de gobierno, no.

Sucede que la realidad, los hechos, lo rebasarán por la izquierda o la derecha, es lo de menos, y ya podrá usted imaginar quién pagará las consecuencias de esto: esos a quién dice defender con especiales rayones a los integrantes de la clase media a quienes, para acallar sus gritos, simplemente se les dará el calificativo de “fifís ardillas” de lo que el pueblo bueno y sabio ha logrado. Lo malo es que al final de la caja de Pandora no emergerá la Esperanza hecha pichón, sino los sobrevivientes de ese pueblo que ahora se ensalza en todos los discursos y que difícilmente tendrá el cielo un techo para acallar sus gritos y exigencias. Queremos equivocarnos. Lo dudamos.

Por lo pronto, estas Lascas Económicas inician el año con renovados bríos, al lado de toda clase de piedras, incluyendo algunas filosofales, preciosas, romas, calizas y hasta de río, con las que trazaremos el país que nos merecemos de ahora en adelante. Y ya lo dijo el Master de Palacio: “ahí sí ni un paso atrás, ni para tomar impulso”. Nos vemos en este espacio la semana entrante. Jacs95@hotmail.com.

Acerca de misionpo 10473 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.