Morena y la Disyuntiva: el Paraíso o el Limbo

Galaxia Política

*Inexplicable Tibieza de Legisladores Opositores

*Graue Casi Amarrado; González Pérez, Solitario

Por Jesús Michel Narváez

A 22 meses de que se realicen las elecciones intermedias -“las más nutridas de la historia”, diría el presidente del INE, Lorenzo Córdova Vianello-, a nadie le queda claro el destino de los candidatos de Morena y por consiguiente su “mayoría” abrumadora y la victoria en los estados en donde habrá renovación de gobernadores además de presidentes municipales y diputados locales.

Tres elementos juegan un papel importante: la mala actuación del gobernador de Veracruz, Cuitláhuac García, el agandalle del electo en Baja California, Jaime Bonilla y las tibias decisiones de la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum.

Para nadie es un secreto que Morena no ha logrado consolidarse como partido político y que mantiene su concepto de “movimiento”.

Baste revisar las elecciones de Miguel Barbosa Huerta en Puebla y Jaime Bonilla en Baja California. Sin la concurrencia del candidato presidencial, las votaciones estuvieron muy por debajo de lo esperado.

¿Qué significa? Que Andrés Manuel López Obrador fue y quiere seguir siéndolo, el factor fundamental que arrastre a los ciudadanos a las urnas.

Por sí solos, los candidatos de Morena no le llegan a la gente. No se identifican con la llamada 4t.

Para noviembre, Morena deberá cambiar su dirigencia nacional. La lucha se centra en los amigos del Presidente y los arribistas que militaron en otros partidos y ahora disfrutan de las mieles del poder.

Del resultado, podrían sacarse las conclusiones de quiénes irán solamente por el poder y quiénes seguirán los pasos de su guía político y espiritual.

Si ganan los radicales, los futuros candidatos a gobernadores, a diputados federales y locales y a presidentes municipales poco o nada tendrán que ver con la 4t. Porque la mayoría provendrá en sus orígenes de otros partidos –como el mismísimo López Obrador quien pasó del PRI al PRD y después encontró el respaldo del PT, del PES y hasta del PVEM con lo que limpió si hoja política- que buscan la redención.

Por el contrario, si aquellos que se conviertan en la nueva dirigencia son los pragmáticos, otro gallo cantará: irán por los que garanticen el triunfo, aunque carezcan de la pureza exigida por el líder.

En ambos casos, López Obrador podría hacer realidad su amenaza de renunciar a su movimiento, aunque como le he dicho, se antoja difícil que se deshaga de su hijo, porque eso es Morena para él.

De ahí la necesidad de que Morena actúe como un partido político con altura de miras, algo poco probable con los personajes que se disputan la dirigencia y cuyas ambiciones personales a futuro están colocadas por encima del dogma que pregona el líder único.

Morena no la tiene fácil. Menos aún los partidos de oposición, si así se les puede calificar.

El 2021 es la prueba de fuego para Morena.

Es ir al Paraíso o quedarse en el inexistente limbo.

METEORITOS

Grisácea se observa la actuación de los partidos de oposición con respeto al paquete económico presentado por el Ejecutivo para el ejercicio fiscal de 2020. Hasta ahora solo la declaracionitis pero nada más. No se ha dado a conocer por ninguno de los coordinadores de los grupos parlamentarios las objeciones que podrían surgir o que están a la vista de todos y que sacrifican apoyos al campo, a las Pymes, a las universidades mientras a los proyectos presidenciales se destinan cuantiosos recursos.

Seguramente después de la cruda de las conmemoraciones patrias vendrá la caliente realidad. *** La respuesta del juez que liberó a 24 implicados en la desaparición de los normalistas de Ayotzinapa, tiene 2 interpretaciones: a.- que en efecto se violara el debido proceso y b.- que tenga relación con la probable acusación en contra del exprocurador Jesús Murillo Karam y su verdad histórica. Si bien el presidente de la República sostiene que en su gobierno no se utilizará a las instituciones para actos de venganza, lo ocurrido dista mucho de ser la verdad. ¿Hay que ir por todos los de los grupos Atlacomulco e Hidalgo? Es pregunta y no capciosa. *** Aunque su “primer informe” resultó triunfalista –faltaba más-, Claudia Sheinbaum no ocultó su desagrado por la orden del Juzgado Tercero en Materia administrativa de la Ciudad de México de decretar la alerta de género. La Jefa de Gobierno no acepta que en el espacio capitalino se hayan cometido actos violentos en la capital del país. Uno de los argumentos que acompaña su descontento es que en 17 estados se ha declarado la alerta y los resultados son invisibles. Una orden se acata mientras se combate jurídicamente ¿o no?

BRILLA EL SOL

Comentan asesores de diferentes alcaldes capitalinos que “el gobierno central nos tiene ahorcados”. A raíz de que los presupuestos para las Alcaldías se operan desde el Viejo Palacio del Ayuntamiento hay retraso en las adquisiciones, en obras secundarias y hasta en el pago de honorarios. Cómo estarán las cosas que Clara Brugada, titular en Iztapalapa anda buscando como solicitar licencia porque le quitaron el manejo de los 3 mil 500 millones de pesos anuales. Cosas de la 4t. *** Creerlo o no: el rector de la UNAM, Enrique Graue, parece tener amarrado su segundo periodo. Informaciones no confirmadas, pero tampoco desmentidas indican que desde Palacio Nacional ya se le dio el visto bueno y que formará parte de la terna que presentará el Presidente de la República.  Ahí la dejamos. *** El que tiene un futuro claro es Luis Raúl González Pérez: no repetirá en la CNDH muy a pesar del buen papel que ha tenido al frente de la institución. Una lástima que los casos ahora en sus manos se queden a la mitad del camino. *** Gracias a Manuel Jiménez Guzmán, líder de la Logia del Valle de México la masonería resurge. Qué bueno. Porque los masones no son personas improvisadas y sí preparadas, que es lo que le hace falta a este país.

Acerca de misionpo 5574 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.