Rescata PES Registro en el Estado de Chihuahua

Frontera Norte Ciudad Juárez

*Necesita Corral los Votos Para Enfrentar a Morena

*Sin Cuartel Guerra Intestina de Encuentro Social

*Traiciones, Ambiciones, Nepotismo y Saqueos

*El Capo Caput que Marcó el Rumbo Corrupto

*En Busca de Dirigentes Para el Estado Norteño

Por Rafael Navarro Barrón

El Partido Encuentro Social que apoyó la candidatura de Andrés Manuel López Obrador a la presidencia de la república, logró salvar la honra en el Estado de Chihuahua al obtener, primero ante el Instituto Estatal Electoral; y el martes 25 de junio del 2019 en el Tribunal Electoral del Estado de Chihuahua, el rescate del registro oficial para seguir en la lucha política.

Unos meses después de la elección del 1 de julio del 2018, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) confirmó la pérdida del registro del PES como partido político nacional, al no haber alcanzado el 3% de la votación en las pasadas elecciones federales.

Por unanimidad, los integrantes de la Sala Superior aprobaron la propuesta al señalar que son infundados los agravios que reclamó el instituto político que encabeza Hugo Eric Flores.

La regla constitucional, en el artículo 41, establece la cancelación del registro de un partido que no obtenga al menos el 3% de la votación, y en el caso del PES su mayor votación fue de 2.7%.

Por una negociación política, aparentemente avalada por el gobierno panista de Javier Corral Jurado, el Instituto Estatal Electoral consideró válida la solicitud de que Encuentro Social mantuviera el registro en la entidad.

El gobierno de Corral necesita el voto de los cuatro diputados del PES en el Congreso estatal para hacer frente al partido de moda, Morena (ocho votos) y a sus aliados legislativos, el PRI (cuatro votos), MC (dos votos) y PT (dos votos). Nueva Alianza, el PRD y el PVEM, se mueven de acuerdo a la circunstancia política y ambiciones de sus diputados.

LA GUERRA INTESTINA

Encuentro Social ha pasado por una guerra intestina entre sus líderes. Por la intervención de pastores y miembros de la iglesia evangélica del Estado de Chihuahua, se ha internado en una “guerra santa”, pero en realidad de “santa” no tiene nada. Se trata a ministros ambiciosos y de una reputación pública que ha ocasionado que muchos apoyos humanos huyan del también llamado partido de los evangélicos.

El PES, en el Estado de Chihuahua, ha deambulado entre traiciones, ambiciones, nepotismo y saqueos. Al frente del instituto político se sostuvo como su auténtico dirigente, el capo caput que marcó el rumbo corrupto del partido y lo convirtió en un negocio.

Se trata del empresario Alfonso Murguía Chávez, conocido en Ciudad Juárez como el “hombre fracaso” o “el Midas del fracaso”: todo lo que toca lo convierte en programas fallidos, como ocurrió con el PES.

Alfonso Murguía Chávez, dirigió durante años un templo cristiano. Era el pastor principal de la iglesia evangélica, pero su organización religiosa fue dividida por la pérdida del enfoque doctrinal que fue acusado de no apegarse a los principios de la ética religiosa.

Actualmente es el presidente del Consejo de Administración del Museo la Rodadora, una réplica del Museo Semilla.

El grupo de ex pastores, entre los que se encuentran, José Luis Aguilar y un líder religioso que actualmente ocupa un cargo en el Congreso Estatal, Edilberto Royval, además de otras personas que siguen incondicionalmente a Murguía Chávez, fueron desconocidos por la dirigencia nacional del PES que, ahora, busca dirigentes para el Estado de Chihuahua.

La diputada local Marisela Sáenz, quien asumiera el cargo legislativo apoyada por el Partido Encuentro Social en su coalición con Morena, mostró con mucha energía su oposición a la visión hegemónica y dictatorial del grupo que encabeza Murguía.

La legisladora chihuahuense celebró la ratificación que otorgó el Tribunal Estatal Electoral sobre la decisión inicial del Instituto Estatal Electoral, respecto al registro del PES en Chihuahua.

“El Tribunal Estatal Electoral, lo único que hizo fue ratificar la decisión que el Instituto Estatal Electoral ya había tomado”, comentó Sáenz Moriel.

El TEE confirmó el acto impugnado respecto al registro del Partido Encuentro Social Chihuahua, confirmando la decisión emitida por el Instituto Estatal Electoral que otorgó el registro local al PES convirtiéndolo en PES Chihuahua.

La diputada presidenta de la Comisión de Justicia, dijo que ahora seguirá llevar a cabo el Proceso Interno con la Celebración de un Congreso Extraordinario en el cual los Delegados del Partido Encuentro Social, de todo el Estado serán los que tendrán la decisión de formar la nueva mesa Directiva Estatal del PES, así como las Directivas Municipales, tomando en cuenta los años de militancia y trabajo partidista.

La legisladora por Juárez, convocó a todos los Delegados del Estado que estén listos para nuestro Congreso Extraordinario, donde se verá el futuro de nuestro partido.

Acerca de misionpo 3770 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.