Los Priistas Repiten la Dosis: Mando Cupular

Del ABC Político

*Acciones no Palabras que se Sientan en la CdMx

*De la “Minoría Rapaz” que se Niega a Invertir

Por Gerardo Lavalle

A.- No entienden que no entienden.

En cinco palabras se puede resumir la elección de la nueva dirigencia nacional del PRI.

Baste revisar lo ocurrido el sábado 22 cuando se registraron las siete fórmulas –una de ellas descartada por no reunir el requisito de la paridad de género- que busca “rescatar de los escombros” lo que fue un edificio que resistió inconformidades militares, reclamos de maestros y campesinos; homicidios políticos, latrocinios, desintegración de cacicazgos y más.

El terremoto que lo derrumbó quedó registrado en la historia: 1° de julio de 2018.

Después de un año –se cumplió ayer- los damnificados tricolores y sus aliados se encuentran en peor condición –si es posible estarlo- que aquellos que perdieron sus viviendas, sus muebles, sus vidas 10 meses antes, el 19 de septiembre de 2017.

Porque la ayuda nunca llegó. Durante seis meses después del movimiento que no solamente derrumbó edificios sino estructuras casi centenarias, el responsable de la reconstrucción dejó en el abandono a quienes lo respaldaron siempre y cuando necesitaron de su apoyo los dejó a la mano de Dios.

Y Dios andaba muy ocupado atendiendo otras cosas y no se permitió escuchar las oraciones y los reclamos de los que presumían estar protegidos contra las tragedias.

Durante un año no han digerido lo que pasó. Siguen haciendo lo mismo: convocando a los militantes para “escucharlos” y tomar sus “opiniones, porque son los que saben” y al final del esfuerzo de quienes todavía creen (creían) se repite la historia: las aportaciones para reconstruir los edificios fueron trituradas y arrojadas al cesto de la basura.

Porque emergieron los mismos vicios, las mismas mañas, las mismas trampas y las mismas acciones.

Imposición, cargada, suelo disparejo, grupos del pasado y visiones equivocadas.

Sorprende que haya pasado de noche el día del registro y que todo lo escrito y difundido se centrara en cómo Alejandro Moreno mostró el músculo.

Lo trascendente fue que se desató la campal y los que quieren la dirección se atacaron mutuamente.

Ellos, los que pregonan buscar la unidad “porque unidos podemos todo”, provocan la desunión. Los que hablan de regresar el partido a las bases, se apropian de los inmuebles, del dinero escaso, por cierto, y repiten la historia: será el que la cúpula quiera.

Recordar que Jesús Reyes Heroles por proponer antes de la VII asamblea ordinaria que “primero el programa, después el hombre” le costó el cargo, no es ocioso. El evento se inició el 19 de octubre de 1975 y antes de finalizar el 21, horas antes fue relevado por Porfirio Muñoz Ledo.

La mano de la cúpula. El puño del primer priista del país.

Hoy no tienen siquiera segundo priista y los trece que se erigen en los electores jamás fueron algo más que gobernadores. Siempre a las “órdenes del señor”. Incapaces de exigir.

Hoy todo indica, y así lo dicen Ivonne Ortega-Encarnación Alfaro, Ulises Ruiz- Coral Valencia que la historia se repetirá y que la fórmula integrada por Alejandro Moreno y Lorena Piñón recibirá el “absoluto respaldo de la militancia”.

Las declaraciones de los que se sienten, y con razón, derrotados de antemano van más allá de arranques de impotencia. Alcanzan una verdad indiscutible: en el PRI no entienden que no entienden y no entenderán hasta que desaparezcan de la faz política de México.

B.- La multiplicación de delitos de alto impacto en la Ciudad de México merece atención no solamente declaraciones de la Jefa de Gobierno, del secretario de Seguridad Ciudadana y de la Fiscal capitalina.

¡Acciones!

Eso es lo que no se advierte y mientras los secuestros, los asaltos a automovilistas y transeúntes; el robo a casa habitación, el homicidio doloso en restaurantes, plazas comerciales, estacionamientos, en  las calles a plena la luz del día, aumentan nos abofetean con intentar que los Alcaldes capitalinos no difundan cifras de la violencia y se les pide cerrar filas con la doctora Sheinbaum.

Luego de lo ocurrido en el Ajusco –el homicidio de Leonardo Avendaño- y otros delitos cometidos, doña Claudia confesó no saber que fuera tan peligrosa la zona. Y eso que fue la última Jefa Delegacional –ahora son alcaldes- de esa importante demarcación.

Hay quienes piden a la prensa no magnificar los hechos. Que se acallen las voces de quienes exigen justifica. Que no se publiquen las fotos de las víctimas y sus familiares; que no se difundan las marchas ni las demandas de los reclamantes.

Ocultar la información en aras de proteger la ingobernabilidad en la que vive la Ciudad de México no mejorará la “percepción” que al final de la jornada proviene de la realidad.

José Antonio Ortega Sánchez. Presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública, señala a este espacio que los nuevos “equipos tácticos” anunciados a mediados del mes pasado, se “ven bonitos” pero no se conoce un proyecto de seguridad para la Capital del País, por lo cual mientras no haya resultados serán “adornos”.

Y no está equivocado. El equipo dedicado a la vigilancia del Metro se la pasa fuera de las estaciones con el celular en la mano mientras al interior se cometen los hurtos y las agresiones.

De la Policía Montada ni qué decir. ¿Alguien la ha visto?

Si en el Gobierno federal se insiste en no “dejar sola, porque no está sola, no está sola” y solamente se critica a los “grandulones”, la Ciudad terminará por desmoronarse. Y no tarda.

C.- En los desayunaderos políticos hay un tema recurrente: ante la inoperancia del Jefe de la Oficina de la Presidencia, Alfonso Romo, los conspicuos integrantes de la “minoría rapaz” prometen invertir pero no se comprometen a hacerlo.

Hay incertidumbre entre quienes tienen como religión que el dinero sea su patrón y su santo al que le oran día y noche, porque las reuniones con el Presidente de la República han servido para la foto pero no para que los compromisos se cumplan de ambas partes.

No pinta bien la economía por dos razones: falta de inversión gubernamental en infraestructura y cancelación de obras a mano alzada.

Un tema no para los economistas sino para los psiquiatras.

Acerca de misionpo 5460 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.