Poner en Tela de Juicio a Comisionados ¿es un Ardid Para Tapar Errores?

Lascas Económicas

*¿El CRE y CNH son Nido de Zopilotes?

*Los Yerros han Acarreado Desconfianza

*A la Baja las Expectativas de Crecimiento

*¿Pocos se dan Cuenta de Ello o se Hacen?

Por Jaime Contreras Salcedo

Resulta extraño, por decir lo menos, que las baterías oficiales hayan centrado en las últimas semanas sus cañones mediáticos en los responsables de las comisiones de Energía y de Hidrocarburos, ante la negativa de estos, como se ha querido sustentar, a dimitir de sus puestos argumentando que no dependen del gobierno sino de una determinación constitucional del Senado de la República.

En este espacio no vamos a calificar o descalificar el accionar de esos funcionarios, pues ello corresponde a las instancias que, nos han vendido, investigan -y deben probar- presuntas violaciones al marco de derecho de los implicados, incluyendo acusaciones, perdón “prefiguraciones” de lavado de dinero, conflictos de interés y casi casi huachicoleo. No es broma, por patético lo parezca.

Pero sí habremos de resaltar dos temas que de ninguna manera son insignificantes. La llamada izquierda, incluyendo a su presunto adalid de pureza, Morena, pregonó y exigió en su momento, léase los diarios de los debates respectivos, que ambas comisiones (en su momento) se erigieran para ser “verdaderos contrapesos” de las propuestas o determinaciones del Ejecutivo y, por lo mismo, que se convirtieran en “la voz del pueblo”, evitando así que las riquezas naturales como los hidrocarburos, la energía eléctrica o el gas fuera a manos privadas y mucho menos extranjeras que en todo pensaban, menos en apoyar a la nación que recibía con los brazos abiertos su inversión, tecnología y conocimientos, al servicio del empleo y la confianza.

Por ello, ahora nos damos cuenta que tanto la CRE como la CNH, han sido virtualmente nido de zopilotes en el mejor de los casos y verdaderos traidores a la patria, porque sus protagonistas se han ceñido al marco legal que les impuso, ni más ni menos, el propio Legislativo en donde, insistimos, estuvieron presentes los morenistas, perredistas, petistas y el resto de la banda sedicentemente de la izquierda mexicana moderna. ¿Nos equivocamos?

Además, cada día crece más la especie según la cual tanto los temas del huachicoleo, estancias infantiles, robo de gasolinas, seguridad pública y guardia nacional, como ahora el rescate de los restos de los mineros caídos en pasta de Conchos y esto de las controvertidas comisiones señaladas, son (nos dicen) una mala forma política, retórica y por tanto enmascarada, de tapar la realidad del país, traducida en una significativa caída de la confianza de los que sustentan el verdadero desarrollo nacional, es decir, los empresarios, empleadores o inversionistas, como usted quiera denominarles.

Los números evidencian estos comentarios pues de acuerdo con el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas, IMEF, por las huelgas en maquiladoras en Matamoros y Reynosa, Tamaulipas, el bloqueo a las vías férreas en Michoacán y el desabasto de gasolina en el centro del país, la expectativa de crecimiento para 2019 ya se deterioró pasando de 1.7 a 1.5%, lo que en cristiano significa que si todos se quejaban de Enrique Peña Nieto por sus resultados mediocres de 2% promedio en todo su sexenio, en esta administración empezamos más que mal, con tendencia negativa o, para que se oiga menos adverso, con un repunte más mediano que lo que en su momento propusiera para los servidores públicos un tal Benito Juárez García.

Los propios integrantes del IMEF hicieron ver que, como no, por más que se han empeñado autoridades de cualquier índole, incluidas las estatales y municipales, en subestimar los efectos de estos asuntos afirmando que fueron meramente transitorios y están virtualmente resueltos, lo cierto es que pusieron en evidencia un debilitamiento en el estado de Derecho, afectaron la economía local y nacional, y generaron una severa desconfianza de los inversionistas que no andan muy contentos que digamos, y menos después del tema del aeropuerto texcocano, eso de Pemex y sus sinsabores, o la broma inocua de querer subastar aviones, automóviles y hasta tractores oficiales, así como la degradación de las perversas calificadoras que de acuerdo con la versión del prócer, aplaudieron como focas ese monstruo de mil cabezas llamado la reforma energética.

Esto nos da pie a regresar al enjambre de las comisiones del sector energético pues pareciera que, en efecto, el que dirige los destinos nacionales parece empecinado en denostar todo lo que suene a indisciplina por parte de los funcionarios transexenales que le tocó heredar y con los que deberá entenderse muy a su pesar. Y todo porque evidencia sus molestias, ira e incluso su temor de que no se acaten sus órdenes y que se ponga de manifiesto que, en los hechos, no tiene las riendas del poder como tanto se ufana. Y eso sí que no.

El gran tema que de todo esto se deriva es que nuestro amigo genera, a la par de rabietas y seguramente golpes iracundos en la mesa, más y más inquietudes entre el resto de la sociedad, no nada más de los patrones, los financieros o las calificadoras que tanto desprecia pues son parte de la minoría “cínica y rapaz” que tanto daño le ha hecho al país, sino además a los propios 30 millones de mexicanos que votaron por nuestro personaje de marras y que, en una de esas, ya perdieron su empleo, público o privado es lo de menos, y que ven que el dinero del presupuesto va a los fieles votantess, perdón, a los jóvenes construyendo el futuro, a las madres solteras, a los viejejitos, los estudiantes pobres y otros clientes que, sin duda, acudirán en tropel a las urnas desde este año, el que sigue y claro el 2021, para demostrarle al héroe de la patria que sólo hace falta ponerle sobre las sienes la corona de olivo correspondiente. Ni el benemérito lo soñó de esta manera.

Por lo pronto, estas Lascas Económicas trabajan con otras piedras ribereñas, casi todas de río, para desarrollar estrategias que nos salgan menos onerosas pues por el sendero (es un decir) que vamos, la derrota será parte de la meta alcanzada (¿?) y como que no estamos para regresar ni a los tiempos de LEA, JLP ni mucho menos de CSG. A menos que usted nos diga lo contrario. Y ya le esperamos con toda tranquilidad, en este espacio, la semana entrante. Jacs95@hotmail.com.

Acerca de misionpo 5994 Articles
Noticias nacionales e internacionales. Investigación y reflexión política.