Banner




Ud. está aquí
Banner
Banner

El mercado de insectos vale más de mil millones de dólares

Correo electrónico Imprimir PDF

De acuerdo con un estudio realizado por la empresa Meticulous Research el crecimiento global de insectos comestibles está impulsado por el aumento de la población y la disminución de los recursos alimenticios, lo que provoca la mayor demanda de proteínas, el alto costo de la proteína de origen animal, la sostenibilidad ambiental con producción y consumo de insectos comestibles, y el alto valor nutricional de insectos y bajo riesgo de transmisión de enfermedades zoonóticas.

De 2018 a 2023, se espera que el mercado global de insectos comestibles crezca a una tasa compuesta anual de 23.8%, para alcanzar un valor de mil 181.6 millones de dólares para 2023.

Sin embargo, este crecimiento puede ser detenido, hasta cierto punto, por el marco regulatorio no estandarizado entre los países del mundo, la falta de conciencia, las barreras sicológicas y éticas, y las alergias debidas al consumo de insectos.

Según el informe de Meticulous Research titulado "Mercado de insectos comestibles - Análisis Global de Oportunidades y Pronóstico de la Industria (2018-2023)”, éste se divide por tipo de insecto, de producto, su aplicación y geografía.

Por tipo de insecto (grillos, gusanos de la harina, moscas negras, búfalos, saltamontes, hormigas, gusanos de seda, cigarras y otro), los grillos obtuvieron la mayor participación en 2017 y se espera que dominen el mercado durante el período analizado, esto debido a su alto valor nutritivo, fácil cultivo, fácil procesamiento e incorporación en varias recetas y productos alimenticios, y la creciente demanda de cricket products, como proteína en polvo, barras de proteína y bocadillos, entre otros.

En cuanto al tipo de productos, el mercado está segmentado en insectos enteros, en harina, en polvo, barras y batidos de proteína, productos horneados y refrigerios, dulces, aceite y otros.

Los insectos enteros obtuvieron la mayor proporción en 2017, debido a su fácil disponibilidad, su menor costo en comparación con los insectos procesados y la falta de disponibilidad de las técnicas de procesamiento en algunas regiones. Sin embargo, se espera que las ventas de barras y batidos de proteína de insectos crezcan por la creciente inclinación de la generación joven hacia la salud y el bienestar, el aumento del número de gimnasios y centros de salud, y el estilo de vida ocupado y el ingreso disponible que exige alimentos altamente nutritivos y convenientes.

De acuerdo a su aplicación, el mercado global de insectos comestibles se segmenta en consumo humano, nutrición animal y cosméticos y productos farmacéuticos. El consumo humano tuvo la mayor participación del mercado en 2017 y se espera que domine durante el período de pronóstico. Esto por la creciente demanda de alimentos de origen animal para la población mundial en crecimiento exponencial, el alto valor nutricional de los insectos y la creciente demanda de fuentes alternativas de proteínas favorables al medio ambiente.

Geográficamente, el informe divide el mercado en cinco regiones, a saber, América del Norte, Europa, Asia Pacífico, América Latina y Medio Oriente y África. Asia-Pacífico representó la mayor parte del mercado mundial de insectos comestibles en 2017, seguido por América Latina y la región de Europa, principalmente por la diversidad de insectos y la gran producción, una actitud positiva hacia los insectos como comida y alimento, y sin barreras regulatorias para consumirlos.

Sin embargo, Meticulous Research considera que los países de América del Norte registrarán el crecimiento más rápido durante el período de pronóstico, principalmente debido a un aumento en la demanda de dietas proteínicas amigables con el medio ambiente, la aversión a los alimentos altamente procesados, la creciente demanda de alimentos a base de insectos y la gran cantidad de alimentos a base de insectos productos manufacturados y creciente preocupación por la producción de carne, señala el informe.

Escribir un comentario