Banner




Ud. está aquí
Banner

Artículo Invitado

Correo electrónico Imprimir PDF
ricardo_monreal
socavon

La Morena de Monreal

Por Rafael Marín Marín

Porque si la herencia es por la ley,

ya no es por la promesa,

aunque se concedió por

la última. Gálatas 3.18

Hace 20 años o más Ricardo Monreal dejó las filas de otros partidos para buscar un nuevo proyecto de nación, uno alejado de las practicas gansteriles, corruptas y traicioneras. No pudo resistir, ver y oler tanta podredumbre política y salvó su imagen antes que sacrificarla. Monreal no es un político improvisado ni una voz desautorizada a nivel nacional. Buscó a AMLO o se encontraron en la vida, para darle rostro a un partido MORENA diferente a todos los demás, donde los principios son no mentir, no robar no traicionar.

Una encuesta cuestionada de MORENA lo puso en cuarto lugar entre las preferencias ciudadanas para competir por ese partido para Jefe de Gobierno de la CDMX, que estrena Constitución también cuestionada. Dicha encuesta puede en todo caso ser cuestionada de ilegal ante el IEDF por Monreal porque no son tiempos electorales y en la misma se utilizó el termino de candidato –sin ser tiempos de precampaña o campana electoral oficial- en lugar de utilizar el que se había acordado, Coordinador estratégico en CDMX de MORENA, sin saber si lo hará. Otras encuestas -17- incluidas las de la UNAM lo daban como favorito.

Monreal no conocía a su Morena pero poco a poco se fue enamorando de ella, al grado de sacrificar, hoy se sabe, la senaduría, para buscar ser el novio oficial, es decir su candidato a Jefe de Gobierno. Pero en todas relaciones amorosas donde gana el corazón, y no la cabeza, hay un perdedor o desilusionado, siendo el caso de Ricardo Monreal. Su MORENA y el padre de esta, AMLO, han decidido no darle el “si”, dejándolo vestido y alborotado.

Monreal dice que será de todas formas candidato, y de eso nadie puede dudarlo. El bastión de Monreal está en toda la CDMX pero más donde actualmente es gobierno: la delegación Cuauhtémoc que ha tenido después de lustros un rostro diferente aplicando el dinero público a lo que está destinado y manteniendo su imagen de incorruptible, agregándole la de no robar, no mentir, no traicionar y no lo hizo. El siente lo contrario, le robaron una candidatura, le mintieron con ese cargo y lo traicionaron el circulo de iluminados con status morales cuestionados públicamente. La MORENA, su MORENA lo dejo solo, solo, al final.

Pero su etapa de político nacional no acaba, por el contrario, resurge y con más fuerza. Porque en caso de que su actual partido no vaya a otra elección extraordinaria más legitima que no legal, el será candidato de todas formas, ya sea por la vía independiente, ya sea por la vida de alianzas.

Si esto se da y ganara la CDMX, Monreal estaría proyectándose como un presidenciable y seguramente formaría un nuevo partido desde esa trinchera para sus fines políticos nacionales y públicos. Monreal tiene la talla de ser dirigente de un partido nacional porque su talento puede competir con cualquiera y dejar en la lona a más de tres, incluido sus detractores pasados y presentes. Si llega a ganar y formar un nuevo partido nacional siendo su dirigente, hay opciones de izquierda real para rato. Al tiempo.

Apéndice: Un gran trabajo legislativo despliega la panista jarocha en aquel congreso local Marijose Gamboa, quien brilla con luz propia y destaca en el acontecer legislativo, además del periodístico por tener esta profesión. Bien. Actuemos. Esta dirección electrónica esta protegida contra spambots. Es necesario activar Javascript para visualizarla


Escribir un comentario