Banner




Ud. está aquí

Los Privilegios del Poder

Correo electrónico Imprimir PDF
mil_pesos

De las Aportaciones y las Cuentas Para el Retiro

*La Tasa es 6.5%, la más Baja de Todos los Países de la OCDE

*La Resolución del Incremento se Frenó por el Caso Ayotzinapa

*Es Urgente Elevar lo que se Aporta, Aplazarlo Resulta Perjudicial

POR VERÓNICA V. GONZÁLEZ Y ARNOLDO PIÑÓN

El miércoles y jueves se llevará a cabo la primera convención nacional de las Administradoras de Fondo para el Retiro. Entre los oradores que participarán está el secretario de Hacienda y Crédito Público, Luis Videgaray, además del subsecretario de Hacienda, Fernando Aportela, así como otros especialistas y funcionarios.

Se prevé que durante este foro el titular de la Secretaría de Hacienda aborde el incremento de las aportaciones al sistema de pensiones. Actualmente la tasa es 6.5 por ciento, la más baja de todos los países afiliados a la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE).

La OCDE, autoridades gubernamentales y especialistas en la materia coinciden en la necesidad de subir la aportación; cálculos del organismo internacional indican que, de mantenerse dicho porcentaje, la pensión que recibirá el trabajador que se jubile bajo la ley del IMSS de 1997, será menos de la tercera parte de su último salario, cantidad insuficiente para vivir sobre todo por los bajos salarios que perciben los trabajadores en este país.

El especialista, Tapen Sinha, director del Centro Internacional para la Investigación en Pensiones del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) considera que una persona que trabaja entre 35 y 40 años y registra una aportación equivalente al 15% del salario, podría obtener una pensión de aproximadamente 75% de su último sueldo.

La consideración del doctor Sinha es similar a de la OCDE, porque para el organismo una aportación promedio 13 a 18%, durante 40 años, permitiría tener una pensión de 50 por ciento, con probabilidad del 75 a 90 %, respecto al salario.

Surge ahora una duda ¿Cómo se va resolver el tema del incremento? En 2014, un grupo de funcionarios, empresarios y académicos se reunieron en varias ocasiones, de manera informal, con el fin de integrar una comisión, similar a la chilena –país donde se ha avanzado en las aportaciones-, para analizar diversos proyectos. Los trabajos iban bien, hasta que tres días después de los acontecimientos de Ayotzinapa las reuniones se cancelaron definitivamente y nunca más hubo otra reunión.

De la posibilidad del incremento a la tasa de aportación de las cuentas para el retiro queremos recoger dos cuestionamientos:

Primero, de cuánto será el incremento de la aportación. Algunos analistas consideran que no será superior al 10 por ciento, esto es por debajo de la recomendación hecha por la OCDE, que además aconseja que los incrementos sean paulatinos, por lo tanto sus efectos se verán en el largo plazo, será para quienes se retiren en 30 o 40 años después de aprobarse el incremento.

Segundo, de donde saldrán los recursos; serán nuevamente tripartito (gobierno, patrones y trabajadores) o de un organismo social como alguna vez se comentó sobre las contribuciones al Infonavit para la adquisición de vivienda, ya que sólo ocho por ciento de los trabajadores afiliados a dicho instituto lo usan.

Elevar las aportaciones a cuentas de retiro es urgente, continuar su aplazamiento resulta perjudicial para miles de trabajadores. Desde la implementación del nuevo sistema de retiro México siguió los pasos de Chile, el avance de este país ha sido constante, mientras que aquí nos hemos quedado rezagado, conviene apresurar el paso ya.

AGENDA

En el organismo Telecomunicaciones de México (Telecomms-Telégrafos), su director general, Jorge Juraidini Rumilla, en un extraño movimiento -por decir lo menos-, designó en la Dirección Jurídica a Arturo Serrano Meneses, quien era titular del Órgano Interno de Control, desde el cual aplicó una ridícula sanción de sólo ocho días de suspensión a José Juan Rodríguez Sosa, supervisor en la Delegación Estatal de San Luis Potosí y quien el 30 de junio del año pasado agredió con una botella de vidrio de refresco al trabajador de base Manuel Aguilar Sánchez, causándole lesiones en el codo del brazo derecho. Fueron solapadas una serie de irregularidades para proteger al agresor: presentó dos testigos falsos en las personas de Blanca Estela Rangel Camacho-con la cual habría procreado una hija- y Nidia Concepción Cibriano Ramírez, las cuales ese día se encontraban comisionadas en las oficinas telegráficas de Soledad de Graciano Sánchez y Villa de Ramos por lo que no pudieron cerciorarse de los hechos y por tanto habrían incurrido en falsa declaración ante autoridad distinta a la judicial; no se le dio vista al agente del Ministerio Público ante la comisión de delitos, entre otras más. La ridícula sanción -para decirlo eufemísticamente-, es síntoma de que los funcionarios en Telecomms-Telégrafos son férreos seguidores de la máxima juarista: para los amigos, gracia y virtud y para los enemigos la ley a secas. El delegado estatal, Edit Bautista Hernández, fue cambiado a la Ciudad de México. ¿Se atreverá Serrano Meneses a investigar la venta del edificio de Plaza Miravalle o continuará con la política de sancionar con la mayor severidad posible a trabajadores de base por nimiedades mientras protege irregularidades que pudieran ser constitutivas de delitos...?

Escribir un comentario