Banner




Ud. está aquí
Banner
Banner

Del ABC Político

Correo electrónico Imprimir PDF
ricardo_anaya_y_manlio_fabio

*Escalaron las Descalificaciones y se Fractura la Alianza PAN-PRD

*De “Apoyos” que se Volvieron Regaños de Los Pinos a Nuño Mayer

*Doce Derechos Constitucionales en el Papel; ¿Hay Nuevos que Plasmar?

POR GERARDO LAVALLE

A.- ¿Hasta dónde llegarán las descalificaciones en los comicios que están por realizarse?

A decir verdad no lo sé y supongo que tampoco la mayoría de los ciudadanos de 14 entidades.

Porque ya escalaron y se teme que aún suban más.

De entrada, Tamaulipas se ha convertido en el foco luminoso de los nexos entre candidatos y el crimen organizado, No hay pruebas contundentes. Solo dichos. Algunas denuncias viejas y otras nuevas. Sorprende, por supuesto, que en las presuntas evaluaciones de quienes pudieran ser abanderados de todos, sí todos los partidos políticos, no se hayan encontrado los múltiples defectos que ahora sí se hallaron.

¿Cómo desconocer el pasado de los aspirantes?

Aunque dirigentes como Ricardo Anaya pretenden borrar de un plumazo las historias escritas con tinta y sangre, no lo logra. Y tampoco Manlio Fabio Beltrones, a quien se le viene encima el mundo cuando se convierte en blanco de todos los furibundos ataques y le recuerdan su paso como gobernador de Sonora, algo que ocurrió hace 25 años, cuando en 1991 fue elegido. Un asunto más es Agustín Basave. Se le complica el universo porque su candidato en Tamaulipas, Jorge Valdez Vargas, ya sea por la libre o con autorización, denunció penalmente a Francisco García Cabeza de Vaca, aspirante del PAN. La alianza entre amarillos y azules se quiebra.

De los otros dirigentes de los seis restantes partidos, ni hablar. De Morena se puede decir que es un partido inexistente y su candidato Héctor Martín es solamente presencial.

En la guerra sucia, cuyas batallas se equilibran mediante las descalificaciones, surge un imprevisto: el acuerdo signado entre Francisco García Cabeza de Vaca y el independiente Francisco Chavira Martínez.

Según los firmantes, se unen para hacer un “frente sólido” en contra del aspirante priísta, Baltasar Hinojosa. El acuerdo tiene la cláusula sorprendente: quien vaya arriba en las encuestas será apoyado por el que esté en segundo lugar.

¿A solamente 11 días de las elecciones?

Imposible cambiar las boletas. ¿Acaso los apoyos se darán por fuera y debajo de la mesa?

O probablemente el acuerdo sea de facto y a la hora de la verdad cada cual jalará por su lado. ¿Qué razón tendría García Cabeza de Vaca de ceder el sitio que presume le permitirá al PAN derrotar al PRI?

A ciencia cierta nadie sabe si el abanderado albiazul tiene menos posibilidad de la que dice tener o si Ricardo Anaya ordenó la alianza para “despistar al enemigo”.

Sea como fuere, lo que ocurre en Tamaulipas es de terror. Por alguna razón existe una porra futbolera que se autodenomina Terrorrice. Cerca de 20 aspirantes a alcaldías, de los tres partidos y sus aliados, han cedido sus puestos. Se bajaron por voluntad propia o los bajaron. Como usted quiera. Lo cierto es que no llegarán a la elección y con ello pretenden cargar los peregrinos el próximo diciembre.

La descomposición política, social, económica, y súmele el rubro que me falta, que se registra en Tamaulipas sí pone en riesgo la elección del 5 de junio, aunque el presidente del Instituto Nacional Electoral, Lorenzo Córdova Vianello afirme que no hay focos rojos sino de atención y que se están cubriendo todas las medidas de seguridad para que los comicios se realicen con normalidad.

¿Normalidad en Tamaulipas?

Solamente que a fuerza de vivir cotidianamente en el terror, eso sea normalidad.

Esperar que en los próximos 9 días, tiempo que le faltan a las campañas antes de entrar al espacio de “reflexión”, las cosas se enderecen, es una utopía.

¿Qué ganaron o ganarán los dirigentes, los partidos, los candidatos con haber escupido al cielo?

Por supuesto, el que triunfe en las urnas, aunque sea con mínima participación ciudadana, clamará: ¡Se los dije, el bueno era yo!

B.- Una gran operación de control de daños ejerció el equipo de Aurelio Nuño Mayer, secretario de Educación.

A casi todo mundo le pasó de noche lo ocurrido el pasado 16 de mayo y por ello me permito abordar el tema.

Durante la mañana y la tarde de ese lunes, maestros de la CNTE y estudiantes del IPN marcharon por las calles de la Ciudad de México.

Los primeros llegaron a Bucareli, la sede de Gobernación.

Los segundos, marcharon rumbo a Los Pinos.

Los dirigentes magisteriales exigieron diálogo.

Los alumnos, que el Presidente los recibiera.

Miguel Ángel Osorio Chong, aquel que designó a Luis Miranda, su segundo de a bordo en Gobernación, para negociar con la CNTE, mostró su indignación y espetó: los asuntos educativos se tratan en la SEP.

Desde Los Pinos se emitió un comunicado después de recibir la carta de los alumnos y de que éstos le dieron 24 horas al Presidente para responder: el documento fue enviado a la SEP.

¡Recórcholis!... eso fue apoyo para Aurelio Nuño, quien unos días antes había expresado: los asuntos de educación se tratan en la Secretaría (de Educación), así ha sido, así será.

Sin embargo, por la noche del mismo lunes, la coordinación de comunicación social de Los Pinos, envió un comunicado en el que en dos párrafos informó: el Presidente ha instruido al secretario Nuño a atender de inmediato los reclamos de los alumnos del IPN.

¿Y el apoyo, papi?

Sin embargo, lo que representaba un “estate quieto” se perdió en los medios de comunicación –excepto en El Sol de México- lo que representó un “excelente trabajo de control de daños”

La duda queda: ¿don Aurelio tiene o no el apoyo del Gobierno federal, del presidente Peña y de Osorio? Ahí la dejamos.

C.- Viene la nueva Constitución, la del Siglo XXI, la de la Ciudad de México. Y se habla de nuevos derechos.

Como mero ejercicio didáctico, vale la pena enumerar los derechos que plasma el artículo cuarto de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos:

1.- El varón y la mujer son iguales ante la ley. Esta protegerá la organización y el desarrollo de la familia.

2.- Toda persona tiene derecho a decidir de manera libre, responsable e informada sobre el número y el espaciamiento de sus hijos.

3.- Toda persona tiene derecho a la alimentación nutritiva, suficiente y de calidad. El Estado lo garantizará.

4.- Toda persona tiene derecho a la protección de la salud.

5.- Toda persona tiene derecho a un medio ambiente sano para su desarrollo y bienestar.

6.- Toda persona tiene derecho al acceso, disposición y saneamiento de agua para consumo personal y doméstico en forma suficiente, salubre, aceptable y asequible.

7.- Toda familia tiene derecho a disfrutar de vivienda digna y decorosa.

8.- Toda persona tiene derecho a la identidad y a ser registrado de manera inmediata a su nacimiento.

9.- En todas las decisiones y actuaciones del Estado se velará y cumplirá con el principio del interés superior de la niñez, garantizando de manera plena sus derechos.

10.- El Estado otorgará facilidades a los particulares para que coadyuven al cumplimiento de los derechos de la niñez.

11.- Toda persona tiene derecho al acceso a la cultura y al disfrute de los bienes y servicios que presta el Estado en la materia, así como el ejercicio de sus derechos culturales.

12.- Toda persona tiene derecho a la cultura física y a la práctica del deporte.

¿Algo más para escribir en la Constitución de la CDMX?

Escribir un comentario